Puigdemont alquila una mansión en Waterloo por 4.400 euros al mes

El contrato de la vivienda unifamiliar estaría firmado a nombre de su amigo Josep Maria Matamala

ADOLFO LORENTE BRUSELAS.

Parece que Carles Puigdemont no tiene ninguna intención de volver a España, al menos de forma voluntaria. Y ya que se va a quedar, qué mejor que hacerlo en un sitio amplio y confortable como una mansión en el selecto municipio de Waterloo, a 25 kilómetros al sur de Bruselas, al precio de 4.400 euros al mes, según ha desvelado el periódico económico belga 'L'Echo'.

El chalet habría sido alquilado por su gran amigo y confidente, el empresario gerundense Josep Maria Matamala, que no se despega de él en su particular 'exilio' bruselense. Según el rotativo, habrían pagado dos meses de fianza por adelantado para poder contar con las llaves de forma inmediata. La casa, de 550 metros cuadrados, dispone de seis habitaciones, tres baños, cocina con todo tipo de equipación, garaje con capacidad para cuatro coches y terraza de 100 metros cuadrados. Lo anecdótico es que se ubica en la calle del Abogado.

Waterloo, la ciudad que acogió la gran batalla de la que acaba de celebrarse su bicentenario, se ubica en la región francófona de Valonia y es una de las localidades con una mayor calidad de vida. Así lo evidencian las muchas mansiones que acoge o los numerosos colegios internacionales que alberga.

Hasta ahora, su residencia era una incógnita. Lo último que se había publicado es que vivía en la suite del hotel de la cadena Husa Park en la que JxCat celebra todas las reuniones en Bruselas. Antes, se filtró que vivía en una lujosa mansión situada en Sint-Pauwels, una localidad flamenca de 4.000 habitantes, y que es propiedad de Walter Verbraeken, un millonario flamenco vinculado al partido nacionalista Nueva Alianza Flamenca (N-VA).

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos