PSOE, Podemos y Cs afean a Rajoy la falta de Presupuestos

P. DE LAS HERAS

Madrid. Mariano Rajoy y su ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, se enfrentaron ayer a las críticas de los tres principales partidos de la oposición por la ausencia de Presupuestos. En una decisión sin precedentes, el Ejecutivo decidió el pasado septiembre no llevar las cuentas de 2018 a las Cortes en el plazo que marca la Constitución por el simple temor a una sonada derrota parlamentaria. Montoro lo reconoció abiertamene durante la sesión de control en la Cámara baja. «Nos faltaban apoyos parlamentarios», dijo. PSOE, Podemos y Ciudadanos le acusan de incapaz.

La primera en abordar la cuestión, en su pregunta al presidente del Gobierno, fue la portavoz socialista, Margarita Robles. «Están hipotecando el presente y el futuro de España», dijo. Sin embargo fue Pablo Iglesias quien forzó a Rajoy a responder. «Vengan a dar la cara y hagan ustedes su trabajo, dejen de ser ilegales», exigió. El jefe del Ejecutivo alegó que su intención es presentar las cuentas «a tiempo» para tenerlas aprobadas en junio, lo que quiere decir que durante la mitad del año España seguirá funcionando con los Presupuestos de 2017 prorrogados. También recordó que ya ocurrió lo mismo el año pasado (aunque no fue por miedo a perder una votación sino porque que a 30 de septiembre el Gobierno estaba en funciones) y restó importancia al retraso. «Fuimos muy bien valorados desde fuera», se vanaglorió.

Montoro, por su parte, reprochó al número dos de Ciudadanos, José Manuel Villegas, que ponga pegas a su proyecto pese a haberle arrancado, entre otras cosas, una jugosa reducción del IRPF. Éste le replicó que obtener su apoyo tan sencillo como destituir a la senadora Pilar Barreiro, investigada por corrupción, y equiparar los sueldos de policías y guardias civiles a los de las fuerzas autonómicas.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos