Primer juicio por colaboración yihadista tras los atentados

La Audiencia Nacional juzga a la madre de los gemelos de Badalona que fueron captados por el Daesh en Marruecos cuando eran menores

M. B. MADRID.

La Audiencia Nacional juzga hoy por un delito de colaboración terrorista a Rhimou Ben Youseff, una madre marroquí residente en Badalona (Barcelona) acusada de haber facilitado que sus dos hijos gemelos de entonces 15 años se prepararan para ir a Siria. La mujer ya había perdido a su hijo mayor, Yassin Atanji, en la tierra anexionada por el llamado Califato Islámico. La Fiscalía pide para ella una pena de 7 años de prisión.

Después de la muerte en Siria de Yassin Atanji, militante del grupo yihadista Ahrar Al Sham, sus hermanos Chakir y Chakib, nacidos en 1999, se radicalizaron presuntamente en Marruecos, donde se formaron en una madrasa tras abandonar la escuela secundaria de Badalona por los problemas económicos de la familia. Pero en la localidad de Castillejos fueron captados por un reclutador próximo al Daesh llamado Mohamed Mouhadin, ya detenido gracias a la colaboración de la acusada. Los gemelos estuvieron a punto de viajar a Siria en marzo de 2015, pero la madre se enteró, viajó a Marruecos y se los llevó de vuelta a Badalona.

Sin embargo, según la Fiscalía, la acusada pidió a Mouhadin que retrasara el viaje hasta que los dos chicos alcanzaran los 18. A pesar de todo, cuando estos insistieron, les autorizó a viajar. Los gemelos y sus padres fueron detenidos en Badalona, pero éste fue puesto en libertad y la madre entró en prisión preventiva, donde estuvo 20 meses.

Los servicios de información vigilaban a los gemelos a partir de su estancia en Marruecos. Fueron condenados a 18 meses de reclusión y hoy en día, ya libres, aseguran haberse desvinculado de la yihad. Afirman que Daesh se aprovecha de la marginación y la falta de oportunidades de muchos jóvenes.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos