La preocupación por la independencia de Cataluña se desinfla

La inquietud por la separación de Cataluña de España se puede decir que ha sido flor de pocos días. El estudio del CIS de diciembre y hecho público ayer señala que solo el 16,7% de los consultados considera que es uno de los principales problemas del país. Es la quinta preocupación de los ciudadanos por detrás del paro, la corrupción, los partidos y los políticos, y las carencias económicas. La inquietud ha retrocedido doce puntos respecto al barómetro de octubre, cuando el 29% citó la independencia como el primer problema, solo superado por el desempleo en la escala del CIS. A finales de ese mes, el Gobierno convocó elecciones y el reto secesionista comenzó a descender puestos entre las preocupaciones.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos