El PP estudia castigar con prisión permanente la ocultación del cadáver

Los populares darán la batalla en el Congreso en defensa de la máxima pena privativa de libertad e instarán a los grupos a frenar su derogación

NURIA VEGA

madrid. El PP ha resuelto plantar cara a la oposición en la defensa de la prisión permanente revisable. No sólo reclamará en el Congreso que el resto de grupos parlamentarios frenen la derogación de esta medida. También estudia, pese a no tener fuerza numérica suficiente para dar la batalla, una posible reforma que castigue con la máxima pena privativa de libertad a los responsables de un asesinato agravado con la ocultación del cadáver. «Yo creo que hemos comprobado cómo hay determinados crímenes que se convierten para las familias en verdaderas torturas», alegó ayer el portavoz de los populares en la Cámara baja, Rafael Hernando.

La detención de José Enrique Abuín, autor confeso del asesinato de Diana Quer, y el descubrimiento del cuerpo de la joven madrileña, desaparecida desde agosto de 2016, han reactivado la polémica sobre la conveniencia o no de mantener en el Código Penal la pena de la prisión permanente revisable.

La medida se introdujo en 2015 con la mayoría absoluta del PP y la contestación de la oposición, que denunció que el partido conservador había encontrado un eufemismo para implantar la cadena perpetua. Un año después, en octubre, el PNV logró el apoyo del PSOE, Podemos y Esquerra y la abstención de Ciudadanos para comenzar los trámites de su derogación. Un proceso congelado desde entonces en fase de enmiendas.

La petición ciudadana para mantener la medida en el Código Penal rebasó ayer las 300.000 firmas

A la luz de los nuevos acontecimientos, el PP ha retomado la bandera. Cree detectar un movimiento ciudadano contrario a revertir la reforma del Código Penal. En la página de Change.org, la petición de Rocío Viéitez Ferro, madre de dos niñas asesinadas por su expareja, para mantener la prisión permanente en el Código Penal superó ayer las 300.000 firmas, camino del medio millón para registrar la propuesta en el Congreso. La familia Quer también se ha sumado a la campaña.

En este contexto, el PP, además de presentar una moción en cada ayuntamiento de España, pretende reabrir el debate en el Congreso. Por ahora, lo hará con una proposición no ley que insta los partidos a replantearse su posición. Y baraja ya, según fuentes populares, impulsar una iniciativa legislativa para que la prisión permanente se aplique en todos los casos de asesinato en los que no aparezca el cuerpo de la víctima.

Tiempo de política

El PP ha estrenado el 2018 con el propósito de intensificar su actividad política. En el Congreso, las fuerzas de la oposición cuentan con músculo, al menos aritmético, para poner en apuros al Gobierno. Pero los populares también han detectado las dificultades del resto de partidos para ponerse de acuerdo.

Además, a un año y medio de las elecciones municipales y autonómicas quieren recuperar la iniciativa y marcar distancia con Ciudadanos, que en materia de Código Penal es más proclive al cumplimiento íntegro de las penas que a la aplicación de la prisión permanente.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos