Detenido un joven que arrastraba el cadáver de una mujer

T. BLASCO / J. MARTÍNEZ.

Arrastrando el cadáver de una mujer en la cuneta de una curva junto a la avenida de Ausiàs March en Valencia. Así sorprendieron a un individuo los dos ocupantes de un coche que circulaba por la vía de incorporación a la V-30, en la salida sur de la ciudad, sobre las tres y cuarto de la madrugada de ayer. El conductor del vehículo paró para auxiliar a las víctimas de lo que parecía un accidente, pero el hombre que trasladaba el cuerpo le dijo que siguiera circulando porque no pasaba nada. Asustados por la tenebrosa escena, los dos testigos se marcharon y alertaron a una patrulla de la Policía Nacional que se encontraba en una calle cercana.

Cuando escucharon la versión de estos hombres, los agentes acudieron con ellos a la curva y descubrieron el cadáver de una mujer ecuatoriana de 48 años. El cuerpo yacía boca abajo entre la cuneta y unas hierbas, pero el misterioso individuo ya se había esfumado.

Los policías avisaron de inmediato al 091 y realizaron las primeras averiguaciones para tratar de identificar al hombre que arrastraba el cadáver. Los testigos apenas pudieron ver su rostro porque llevaba una gorra, pero los datos que facilitaron sobre el coche que conducía posibilitaron una rápida investigación de la Policía Nacional que se saldó ayer a mediodía con la detención de un joven español de 24 años por los delitos de homicidio y omisión del deber del socorro.

Según ha podido saber este periódico, una de las hipótesis que barajan los investigadores es que la mujer podría haber sido atropellada al estar caminando por la carretera y que el causante de su fallecimiento estuviera retirando el cuerpo antes de fugarse. La segunda opción es que la muerte se produjera en un lugar diferente y que el cuerpo estuviese siendo trasladado hasta ese punto. La víctima presentaba laceraciones en el lateral del costado derecho, así como una fractura en el brazo izquierdo y contusiones en la cara.

Fotos

Vídeos