El PNV, clave para evitar que Podemos marque un gol al Ejecutivo con la regla de gasto

P. DE L. H.

Madrid. El Gobierno trabaja contrarreloj para convencer al PNV de que evite un golpe certero de Podemos y el PSOE hoy en el último pleno del año. La Cámara debate la toma en consideración de una proposición de ley de la formación que dirige Pablo Iglesias para cambiar los criterios de la regla de gasto, la norma que impide a los ayuntamientos aumentar el desembolso público por encima de un porcentaje determinado, incluso en el caso de que tengan superávit.

Si saliera adelante, podría considerarse casi un autogol porque fue un despiste del propio Ejecutivo lo que permitió que la propuesta de Podemos, presentada al calor de la trifulca que mantiene el Ministerio de Hacienda con el Ayuntamiento de Madrid, llegara al pleno. Como otras iniciativas legislativas de la oposición, ésta podría haber sido bloqueada, dado que su entrada en vigor podría alterar los Presupuestos Generales del Estado, pero el veto gubernamental llegó al registro cuatro minutos fuera de plazo.

Hace dos semanas, una proposición no de ley pactada con el PSOE, y con un planteamiento muy similar, salió adelante con el apoyo de PDeCAT, ERC, Compromís, Bildu, y la abstención del PNV. Por eso, Podemos da por hecho que su propuesta tiene muchas posibilidades de éxito. El Gobierno intenta persuadir a las fuerzas que apoyaron las cuentas públicas de este año de que permitir que un cambio de esa envergadura prospere sería una irresponsabilidad. Según admiten en Moncloa, los nacionalistas vascos se muestran reacios a dar su brazo a torcer, pero el PP no da nada por perdido.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos