Ciudadanos traslada su ofensiva contra el Cupo al Senado y a los parlamentos autonómicos

M. E. ALONSO MADRID.

Ciudadanos continuará su cruzada contra la renovación de la ley del Cupo vasco en los parlamentos autonómicos en los que tiene representación (todos menos Navarra, País Vasco, Galicia, Castilla-La Mancha y Canarias) y también en el Senado, donde presentará la misma enmienda defendida la semana pasada por Albert Rivera en el Congreso en un áspero debate con el ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro.

Iniciativas sin viso alguno de prosperar pero que servirán al partido de origen catalán para forzar a PP y PSOE a defender unas posiciones favorables en un asunto que ya ha generado críticas internas. «Comprendo que esta situación les hace daño y que preferían (los tiermpos) cuando estas cosas se negociaban sin que hubiera mucho ruido», advirtió ayer el secretario general de Ciudadanos, José Manuel Villegas.

Lo que quiere la formación liberal con este debate es acordar un nuevo sistema de financiación autonómica «justo» que no suponga una discriminación para ningún territorio. Villegas respondía así a las críticas del líder del PP vasco, Alfonso Alonso, que ayer mismo acusó a Ciudadanos de levantar un «movimiento contra del País Vasco» sin precedentes y de haber optado por «agitar un sentimiento de agravio» en busca de votos en el resto del país.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos