Ciudadanos apuesta ahora por endurecer la prisión permanente revisable

El vicesecretario general de Ciudadanos José Manuel Villegas. /Efe
El vicesecretario general de Ciudadanos José Manuel Villegas. / Efe

La formación de Albert Rivera presenta una enmienda a la totalidad para frenar la propuesta de derogación del PNV

María Eugenia Alonso
MARÍA EUGENIA ALONSOMadrid

Ciudadanos está dispuesto a plantear batalla al PP por la prisión permanente revisable. La formación de Albert Rivera ha registrado este miércoles en el Congreso una iniciativa para frenar su derogación e incluso endurecerla en algunos casos. Los liberales, que se abstuvieron cuando el PNV presentó su propuesta en la Cámara baja, presentan ahora un texto alternativo que centra el debate en que se garantice el cumplimiento íntegro y efectivo de las penas por los crímenes de especial gravedad. "Creemos que ese es el debate que debe tener la sociedad española para defenderse de determinados delincuentes", ha explicado el secretario general de la formación, José Manuel Villegas.

En concreto, el partido naranja pide que aquella persona que haya sido condenada a prisión permanente revisable por la comisión de un delito no pueda acceder a la clasificación en el tercer grado, hasta el cumplimiento de un mínimo de veinte años de prisión efectiva (y no quince, como ahora). Restringir aún más el acceso al tercer grado en aquellos casos en que la gravedad de la condena lo exija, en particular, cuando exista una condena por varios delitos, siempre y cuando al menos uno de ellos esté castigado con la pena de prisión permanente revisable.

También quiere establecer un régimen más restrictivo para el caso de los condenados a prisión permanente revisable por delitos referentes a organizaciones y grupos terroristas y delitos de terrorismo, o cometidos en el seno de organizaciones criminales. Y modificar el régimen de concesión de permisos ordinarios de salida para aquellas personas que hayan sido condenadas a penas de prisión permanente revisable, de manera que, a partir de ahora, solamente pudieran otorgarse dichos permisos una vez se hayan cumplido al menos quince años de prisión efectiva.

Por último, contempla en su propuesta que cuando se trate de condenados a más de cinco años de prisión por delitos de terrorismo o cometidos por organizaciones criminales, abusos sexuales o corrupción de menores, entre otros, no se pueda acceder a la clasificación en el tercer grado hasta el cumplimiento de las tres cuartas partes de la pena (y no de la mitad como hasta ahora).

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos