El Poder Judicial abre diligencias informativas a la jueza Alaya por cuestionar a la Fiscalía

La jueza Alaya./Efe
La jueza Alaya. / Efe

En un foro informativo, Alaya dijo que atribuir a la Fiscalía la investigación de los procedimientos por corrupción sería «como tener al lobo metido dentro del gallinero»

EFEMadrid / Sevilla

El Consejo General del Poder Judicial (CGPJ), ha abierto diligencias informativas a la jueza Mercedes Alaya después de que así lo solicitara la Fiscalía del Estado, a raíz de unas declaraciones suyas poniendo en cuestión la imparcialidad del Ministerio Público.

El Promotor de la Acción Disciplinaria del CGJP ha incoado una diligencia informativa en relación con las manifestaciones realizadas el pasado 4 de junio por la citada magistrada, adscrita a la Audiencia Provincial de Sevilla. En un foro informativo, Alaya había dicho que atribuir a la Fiscalía la investigación de los procedimientos por corrupción sería «como tener al lobo metido dentro del gallinero».

Después de aquellas declaraciones, la Fiscalía General del Estado remitió una comunicación al CGPJ considerando que son «merecedoras de la apertura de expediente disciplinario». En la comunicación se daba traslado de los acuerdos adoptados el pasado 5 de junio por el Pleno del Consejo Fiscal, que rechazó las declaraciones efectuadas el día anterior por Alaya por «el menosprecio que las mismas» mostraban hacia «la objetividad e imparcialidad del Ministerio Fiscal y sus integrantes».

La decisión del CGPJ se produce después de que ayer el Tribunal Superior de Justicia de Andalucía recordara a Alaya que «es obligación de todo juez» promover «una actitud de respeto y confianza en el Poder Judicial». Era la respuesta del TSJA a la queja elevada por los jueces de instrucción de Sevilla por sus críticas a la «capacidad y profesionalidad de sus compañeros» como el juez de refuerzo que le asignaron en el juzgado de instrucción 6 y que cerró la instrucción de la pieza política del caso ERE en la que se juzga desde diciembre a 22 ex altos cargos de la Junta.

El acuerdo de la Sala de Gobierno del Alto Tribunal andaluz solicitaba a Alaya una conducta «prudente, moderada y respetuosa con todos los poderes del Estado». Los jueces de instrucción -compañeros de Alaya hasta su salto en 2015 a la Audiencia Provincial- expresaron su «profundo malestar y rechazo» a sus declaraciones «que ponen en entredicho, sin ningún motivo, la capacidad y profesionalidad de sus compañeros».

Respondían a una entrevista en la que, entre otras críticas, Alaya atribuyó a un «pacto» entre PSOE y PP su apartamiento de las macrocausas de los ERE y los cursos de formación; acusaba al presidente de la Audiencia, Damián Álvarez, de haberla engañado tras comprometerse verbalmente con ella de que aunque pidiera su traslado a la Audiencia se quedaría hasta terminar la instrucción de las macrocausas.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos