La Rioja

Rajoy retomará los contactos con Sánchez tras el 25-S

  • El PP recupera el «teatrillo» para descalificar la ronda de llamadas de Sánchez a los otros líderes políticos

Madrid. Si Pedro Sánchez calificó de «prescindible» la reunión que mantuvo con Mariano Rajoy antes de la sesión de investidura, ahora el PP tacha de «grotesca» la llamada del líder del PSOE al presidente del Gobierno en funciones el pasado martes. En este escenario de incomprensión absoluta entre ambos dirigentes, el jefe del Ejecutivo esperará hasta pasadas las elecciones vascas y gallegas del 25 de septiembre para volver a ponerse en contacto con los socialistas.

Ese es el calendario, según el portavoz parlamentario de los populares, Rafael Hernando. Todo lo demás, incluida la ronda de Sánchez con el resto de partidos, es para el PP un «teatrillo». En la formación están convencidos de que la alternativa a Rajoy «no da» y sostienen que en esta «situación delirante» tratarán de atraer al PSOE hacia la abstención.

Los populares se mueven con la tranquilidad de que las encuestas se han puesto a su favor. La mayoría absoluta en Galicia que pronostica el sondeo del CIS y su posible papel de llave para la gobernabilidad en el País Vasco, contribuirían a reforzar sus posiciones frente a los socialistas. El PP sigue esperando que un batacazo en las urnas movilice a los sectores más críticos con Sánchez dentro del PSOE.

Hernando instó, por ello, a la presidenta andaluza, Susana Díaz, a reflexionar sobre las consecuencias económicas de, por ejemplo, no poder aprobar los Presupuestos de 2017.