La Rioja

Pineda y Bernad seguirán en la cárcel

  • La Audiencia Nacional confirma su prisión preventiva por el riesgo de que presionen a testigos

Madrid. La Sección Tercera de la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional ha avalado la decisión del juez Santiago Pedraz de mantener en prisión preventiva al presidente de Ausbanc, Luis Pineda y, al secretario general de Manos Limpias, Miguel Bernad, por su implicación en la trama que, entre otras personas y entidades, trató de extorsionar a la infanta Cristina para sacarla del banquillo de los acusados del 'caso Nóos' a cambio de tres millones de euros.

Los magistrados, que confirman los autos de Pedraz del pasado 2 de agosto en los que mantenía el encarcelamiento de Pineda y Bernad (en prisión desde el pasado 18 de abril), apuntan a que el cabecilla de Ausbanc y el máximo responsable del pseudosindicato podría presionar a testigos si recuperaran ahora la libertad, cuando la investigación sobre la red chantajista todavía no ha concluido.

En sus resoluciones, la Audiencia Nacional insiste en que la investigación está en «fase casi embrionaria» por lo que los magistrados «consideran preferente asegurar la libertad de los testigos aun pendientes de declaración», apuntando que podría ser presionados por los dos imputados de los que, recuerdan, están acusados precisamente de pertenecer a «una organización criminal dedicada a la extorsión a personas por su relación con procedimientos judiciales de índole penal».

Tampoco consideran los jueces que la edad de Miguel Bernad sea un impedimento para mantenerle entre rejas, tal y como alega su defensa, que ya había reclamado en otras dos ocasiones su excarcelación, proponiendo incluso a cambio su arresto domiciliario.

«En este momento la edad de 74 años sin constancia de flaquezas físicas importantes no es causa para modificar la medida en atención a los graves delitos imputados», recalca la resolución, que insiste en que hasta ahora ninguna testigo ha «desvirtuado de manera patente» las acusaciones que penden contra el secretario general de Manos Limpias.

La excarcelación de ambos -zanja la sala- no es posible en este momento porque «la instrucción no está suficientemente avanzada y por la gravedad de las imputaciones».

La situación procesal de Pineda y Bernad, lejos de haber mejorado en los últimos meses, ha empeorado de manera sustancial, según fuentes del caso. La Policía ha entregado al juez sendos informes con los correos electrónicos incautados en los registros de Manos Limpias y Ausbanc que confirmarían las maniobras chantajistas más allá de la infanta, en particular contra el BBVA. Esos mismos correos son los que han llevado a Pedraz a imputar esta semana a la letrada de Manos Limpias en Nóos, Virginia López-Negrete.