COQUETO Y PRÁCTICO

COQUETO Y PRÁCTICO

::

La principal apuesta de Honda en el segmento B, el de coches de aproximadamente cuatro metros de longitud, es el Jazz. Esta última generación sigue siendo tan práctico y funcional como la anterior, pero aporta mayor tecnología y refleja una imagen más juvenil por los cambios en el diseño. Se comercializan cuatro niveles de equipamiento y en la gama de motores de gasolina es novedad un 1.500 que desarrolla 130 caballos de potencia.

En el interior, la nueva ubicación del depósito de combustible permite ganar más espacio para los pasajeros y ofrece soluciones prácticas como el sistema de abatir los asientos para ganar versatilidad a la hora de llevar más bultos. El acabado es más refinado, con materiales suaves y de superior calidad y equipa sistemas de asistencia y tecnologías para el infoentretenimiento para la mejora de la seguridad.

El diseño del nuevo Jazz adopta los últimos códigos de estilo de los últimos modelos de Honda, con la parrilla y los faros delanteros renovados en forma de "ala". Los cambios exteriores afectan al paragolpes, que lleva unas líneas afiladas y unos contornos más agresivos sobre las salidas de aire. En la parte trasera, las secciones son menos acentuadas y se unen mediante una moldura en negro brillante por encima de una sección trapezoidal más baja.

De los cuatro niveles de equipamiento, el acabado Dynamic incorpora un difusor delantero más estrecho debajo de la parrilla, con una acentuada línea en rojo de aire deportivo. Otros detalles característicos son los faros delanteros led, faros antiniebla delanteros, faldones laterales y un pequeño alerón en el portón trasero; las llantas de aleación de 16 pulgadas van pintadas en negro brillante.

Uno de los aspectos más prácticos del coche es el sistema de asientos Honda Magic Seat. El respaldo de los traseros se abate de forma asimétrica, con la ventaja de que hay varias configuraciones. Por ejemplo, la base del asiento baja hacia el espacio para los pies y origina una superficie plana de 1,5 metros de longitud o que la parte delantera de la base de los asientos traseros se eleva y se desplaza hacia atrás, de manera que se consigue una altura de carga de 1,28 metros.

La capacidad del maletero es de 354 litros y aumenta a 897 litros con los asientos traseros abatidos. La longitud máxima de carga interior es de 2,48 metros, y gracias a una amplia boca del portón de poco más de un metro y la baja altura de carga hacen que se pueda acceder fácilmente al maletero, mientras que los cuatro anclajes que dispone permiten transportar objetos de forma segura.

El nuevo Jazz se comercializa con dos motores de gasolina. El menos potente es el conocido 1.3 i-VTEC de 102 CV y es nuevo el 1.5 que genera 130 caballos y va asociado a la versión Dynamic. Ambos cumplen con las exigentes normas europeas de emisiones, con un consumo respectivo de 5,1 y 5,9 l/100 km. El más potente acelera de cero a cien en 8,7 segundos al emplear la caja de cambios manual de seis velocidades. Es opcional un cambio automático.

Otro de los aspectos muy cuidados en la nueva generación del Jazz es el confort de marcha.

Por una parte, los ingenieros han rebajado de forma significativa el ruido en el habitáculo, tanto del motor como el originado por la rodadura con la carretera y el del viento, y se reducen las vibraciones en el volante. Por otra, las modificaciones en la suspensión, con nuevos componentes más ligeros, aporta mayor estabilidad y son menores los cabeceos de la carrocería.

El comportamiento en curva cuenta con un buen aliado como es el sistema de asistencia. En combinación con el control de estabilidad, aplica una ligera fuerza de frenado, imperceptible para el conductor, sobre las ruedas interiores al girar el volante.

Así, se consigue mayores niveles de capacidad de respuesta y favorece la velocidad de paso por curva, sobre todo a los conductores más deportivos. Los otros sistemas de asistencia electrónicos habituales, como la reducción anticipada durante la frenada, ayudan a una conducción más segura.

Como en los nuevos Honda comercializados en Europa, el Jazz trae tecnologías de seguridad activas y pasivas diseñadas para lograr una conducción más fácil y segura, incluido el sistema de frenado activo en ciudad, y un conjunto de sistemas como el avisador de colisión frontal, el reconocimiento de señales de tráfico, el limitador de velocidad, el de alerta de cambio involuntario de carril y el de luces de carretera automáticas.

El nuevo Jazz puede incorporar una pantalla táctil de 7 pulgadas situada en el centro del salpicadero que incluye el sistema de infoentretenimiento Honda Connect. Este dispositivo lleva una interfaz de usuario basada en aplicaciones con los comandos habituales de deslizamiento y toque de un móvil moderno. Con wifi, Bluetooth, HDMI y MirrorLink y navegación, es posible acceder a noticias, información de tráfico y partes meteorológicos en tiempo real, redes sociales y emisoras de radio.

El equipamiento de serie comprende control de crucero, asientos calefactables, faros delanteros automáticos y el sistema de frenado activo en ciudad.

En los equipamientos más completos hay una cámara de visión trasera con tres modos y en el Dynamic, destaca el estampado exclusivo de rayas de la tapicería, con el volante y el pomo de la palanca de cambios revestidos de cuero y rematados con unas llamativas costuras naranjas.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos