El Combi toma un carácter deportivo

El Combi, con el acabado Y-Line, refuerza su carácter deportivo. :: L.R.M
/
El Combi, con el acabado Y-Line, refuerza su carácter deportivo. :: L.R.M

El acabado Y-Line aporta al modelo de Skoda elementos exclusivos y un equipamiento de serie

La firma automovilística checa Skoda ha lanzado el Octavia Combi con el nuevo acabado Y-Line, que parte de la versión Ambition y se distingue por las molduras negras con efecto carbono situadas en los bajos de las puertas, transcurriendo por los laterales del vehículo entre los pasos de rueda y debajo del portón trasero.

Estos elementos ponen en valor el carácter más deportivo de este nuevo Skoda, reforzado por los retrovisores exteriores negros y los cristales tintados de la parte trasera (SunSet). Los elementos cromados de la carrocería y las barras longitudinales plateadas del techo completan un diseño exterior muy llamativo y único.

El nuevo acabado Y-Line incluye también llantas de aleación de 17 pulgadas Trius, un tren de rodaje deportivo y selector de modos de conducción, que permite seleccionar la configuración más adaptada al momento y mejorar la experiencia al volante.

El interior también presenta equipamientos de serie propios de gamas superiores, como el volante multifunción deportivo de tres radios con revestimiento de cuero, o el recubrimiento de cuero en la parte posterior de los asientos delanteros.

Además, la nueva variante lanzada ahora por el fabricante checo monta, en exclusiva, un propulsor de gasolina 1.4 litros TSI con 150 caballos de potencia, que puede combinarse con una caja de cambios manual de 6 velocidades o automática de 7 marchas (DSG).

Los precios, incluyendo campañas y financiación con motivo del lanzamiento de este modelo son de 20.890 euros para el modelo con caja de cambios manual y de 21.890 euros si se opta por la versión con cambio DSG. Una «oferta» que incluye además 4 años de mantenimiento.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos