http://static.larioja.com/www/menu/img/san-mateo-desktop.jpg

Los bloques, en el paisaje mateo

Bloques de hormigón y coches policiales para reforzar la seguridad durante las multitudinarias fiestas de San Mateo 2017 ante la amenaza terrorista/Antonio Díaz Uriel
Bloques de hormigón y coches policiales para reforzar la seguridad durante las multitudinarias fiestas de San Mateo 2017 ante la amenaza terrorista / Antonio Díaz Uriel

Los despliegues de seguridad habituales sumaron ayer medidas extraordinarias

María José Lumbreras
MARÍA JOSÉ LUMBRERASLogroño

Los bloques de hormigón se fundieron ayer con el paisaje mateo. Si cualquier día del disparo del cohete el dispositivo policial es intenso, tanto por la masificación del evento como por el empeño en que sea un acto limpio, ayer lo fue más aún. Los primeros obstáculos de hormigón se apreciaban ya entre Duquesa de la Victoria y Muro de la Mata y venían a reforzar el corte de la calle realizado con las habituales vallas, pero también con un coche policial. Después, al llegar al Paseo de Dax, había otro control con numerosos agentes, pero también con muchos contenedores en los que depositaron botellas de las que no debían entrar en el recinto.

Más bloques se repartían por la otra zona de acceso al entorno del Ayuntamiento, por Doce Ligero y Colón. De hecho, los había incluso para dificultar desde ahí la entrada al bulevar de avenida de La Paz.

Buena parte de los medios -helicóptero suspendido en el aire incluido- estuvieron dedicados, a lo largo de la mañana, al cohete y al blindaje de la plaza y de esa parte de la ciudad en la que se desarrolla.

La plaza del Ayuntamiento se blindó con obstáculos por Doce Ligero y Colón y desde Duquesa de la VictoriaLos bloques reforzaron los cortes de calles que se realizaron con vallas y con vehículos policiales

Pero ya podían verse, por otras zonas, los obstáculos que iban a desplegarse en otros momentos. Los había en Portales, por Once de Junio, o en Sagasta, donde permanecían a la espera de ser utilizados.

En el ferial, en la entrada más próxima a la gasolinera, también aguardaban la hora de apertura y de apreturas de personal para aportar más seguridad en sus momentos de diversión.

La plaza de toros, escenario estos días de numerosos eventos, también tiene sus bloques a mano. Y el escenario de los fuegos artificiales, multitudinarios en esta ciudad, también disponen de pesadas piezas de 'quita y pon' para emplearlos en los correspondientes y amplios dispositivos policiales.

Hace unos días, los responsables de la Policía Nacional y de la Local coordinaron labores y diseñaron las acciones precisas para estos días y para otros en el futuro próximo con los nuevos elementos que introdujeron los atentados de Barcelona y Cambrils.

Allí se decidió, y así se veía ya ayer en la calle, instalar obstáculos móviles en cerca de 40 espacios de la capital para disuadir y evitar posibles ataques. Las plazas más céntricas, las calles peatonales o el entorno del Ebro serán en estas fechas matea objeto de especial e intensa vigilancia. Pero tampoco faltará el control en las calles de tapas o de copas más frecuentadas de la capital riojana.

Fotos

Vídeos