La Rioja

Fuegos a medias. Imagen del deslucido espectáculo que pudo verse el sábado noche. :: m. herreros
Fuegos a medias. Imagen del deslucido espectáculo que pudo verse el sábado noche. :: m. herreros

Manga larga... y a la calle

  • El tiempo, frío y desapacible, no impidió que Logroño viviese una segunda jornada repleta de actos para todos los públicos

Nadie sabe a ciencia cierta si el tiempo frío y desapacible con que Logroño ha recibido sanmateos viene para quedarse, como tampoco si las ganas de disfrutar seguirán subiendo según pasen los días pese a la bajada de los termómetros... Ayer, en la 'segunda' de fiestas, más que pañuelo al cuello, lo que nadie debía olvidarse era la pertinente manga larga. Así lo hicieron logroñeses y visitantes, que no dudaron en volverse a echar a la calle para vivir un ambiente de lo más familiar.

El domingo siguiente al sábado del cohete contó con un programa repleto de actos pensados para todos los públicos. Vaquillas, degustaciones, gigantes y cabezudos que abrían sus puertas, y a eso de las 11.30 horas, el pisado de la uva familiar, que dejó imágenes que sirvieron para que los más pequeños se acercasen a la vendimia, motivo de celebración no sólo en la capital sino también en La Rioja -y ya van 60 años, lo que no es poco-.

También pensó en niños y niñas la Federación de Peñas, en cuyo Espacio 2.0. tuvo lugar una mañana de ludoteca, hinchables, juegos, charangas, circuito de karts a pedales, concurso infantil de dibujo... Música y espectáculos fueron sucediéndose ya por la tarde, donde también los más pequeños tuvieron en las marionetas de Maese Villarejo o en el espectáculo de magia infantil y familiar -bautizado como el tren de la alegría- una nuevo oportunidad de sumarse a la fiesta con su mayores.