La Rioja

Juanjo ha sustituido a Juan al frente de la Federación de Peñas.
Juanjo ha sustituido a Juan al frente de la Federación de Peñas. / MIGUEL HERREROS

Sánchez le toma el relevo a Sánchez

  • Las novedades de la Federación de Peñas afectan desde a su presidencia hasta a su programación

Aunque se verá más ahora, con las fiestas, el relevo se produjo hace ya unos meses, con lo que 'el traspaso de poderes' está más que hecho y, según dicen los protagonistas, sin problemas. Juan (padre) llevaba al frente de la Federación de Peñas cerca de dos décadas, los primeros ocho años de vicepresidente y la última docena como presidente. Juanjo (el hijo), el nuevo presidente, ha crecido con la blusa puesta. Se la enfundó por primera vez a los nueve y ya apenas recuerda cómo eran las fiestas sin ella. A estas alturas, qué no sabrá de cómo funciona esto si se ha visto en primera línea todos los años, señala el ya ex.

Las expectativas mateas de cada uno, claro, no pueden ser más distintas. El primero se ha 'despegado' del trajín organizador y sueña con unas fiestas de disfrute junto a los de la Aster. Sin más. El segundo le apunta 'y será también trabajando en la peña'. Por si acaso se le pasa, que no se le pasará. A Juanjo, sin embargo, le espera movimiento. Al puesto de trinchera que le tendrá en los eventos de la Federación de Peñas -que si el certamen de vinos y pinchos, que si la chuletada, que si...-, se sumará que además baila folclore regional con el Grupo de Danzas de Logroño. Y tampoco faltará al homenaje a los vendimiadores que en los últimos 25 años ha habido. A él le tocó ser el primero, el de 1991.

Respecto al programa previsto, al nuevo presidente le ha faltado tiempo para darle la vuelta a algunas cosas. Este año se le dice adiós a la carpa de las peñas para recibir el Espacio Peñas 2.0, algo que le hace especial ilusión.

«Tenía ganas de darle una vuelta grande» después de ver cómo están trabajando las peñas en otras ciudades, refiere él. Con programa para público de todas las edades, el cierre se echa antes. Nada de las cuatro de la madrugada, para las dos, listo. «Se recoge antes. La hostelería también tiene que vivir», reseña Juanjo. Y Juan recuerda que esa franja de horario, la de última hora, sólo les generaba complicaciones.

Nuevo también de estos sanmateos es el primer trofeo taurino a la mejor ganadería. Y recuerda Sánchez hijo que la presencia peñista en la calle cumple medio siglo y que lo hace de la mano de las peñas La Simpatía, Los Brincos y La Unión, cuyos integrantes han previsto festejar sus cinco décadas como merecen. Sí, para él, los peñistas ya van considerando la Federación más suya, más de todos.

El reto sigue siendo enganchar a los jóvenes desde los 16 años. «Salen y, por el día no hacen cosas», cuenta Juan padre. «Es una edad complicada. O vas en su línea...», apunta Sánchez hijo. En el momento de la entrevista no lleva la cuenta de los actos en los que estarán inmersas las peñas. Después, la suma ha dado hasta 130 con unos dineros que alcanzan 240.000 euros más 70.000 que pone el Ayuntamiento.