La piqueta que no para

EDUARDO GÓMEZ

No es nuevo el caso. Quedan en el recuerdo las demoliciones de la Residencia Sanitaria, del Hospital Militar, que luego fue cuartel de la Guardia Civil, de la estación del Ferrocarril y ya está condenado a la piqueta el cuartel de la Policía Nacional. Tenemos milagrosamente en pie todavía el gran edifico y servicios anexos que se construyó en Albelda como convento para una orden religiosa y que luego fue pasando de mano en mano como la falsa moneda y que podría ser salvado para una gran residencia, por poner un ejemplo.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos