El fiscal pide 5 años para dos acusados de vender droga en un piso del centro de Logroño

Los acusados vendían la droga en un piso de la calle Industria. :: l.r./
Los acusados vendían la droga en un piso de la calle Industria. :: l.r.

Los imputados distribuían pequeñas cantidades de cocaína, heroína y cannabis y, en ocasiones, la vivienda funcionaba también como lugar de consumo

L. J. R. LOGROÑO.

Cinco años de prisión y multa de 2.000 euros -el doble del valor en el mercado negro de las sustancias intervenidas-. Esa es la condena que el Ministerio Fiscal defenderá esta mañana (el juicio está señalado a las 10 horas) para cada uno de los dos acusados de vender drogada desde una vivienda ubicada en la calle Industria de la capital riojana. Los acusados son dos vecinos de Logroño, J.M.P., natural de Portugal y 32 años de edad, y A.J.J., de nacionalidad española y 35 años.

Según el escrito de acusación del Ministerio Público al que ha tenido acceso Diario LA RIOJA, los dos imputados se habían puesto de acuerdo y se habían repartido las funciones para poder suministrar diferentes sustancias -fundamentalmente heroína, cocaína y cannabis- desde la vivienda del primero de ellos. Las primeras investigaciones llevadas a cabo por las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado pudieron atestiguar que hasta el inmueble de la calle Industria acuden numerosas personas que son «conocidas por su adicción» a los estupefacientes.

Así, en algunas ocasiones, los compradores sí que accedían al interior del edificio -llegando incluso a consumir en algún espacio habilitado por los ahora procesados- mientras que otros casos A.J.J. era el que salía al exterior para hacer la entrega. A partir de esos datos, relata la Fiscalía, agentes del Cuerpo Nacional de Policía y de la Policía Local de Logroño organizaron un dispositivo de control entre los días 10 y 21 de marzo del año pasado en los que identificaron a al menos media docena de personas que habían salido del inmueble de los acusados.

Registro de la vivienda

En alguna de las ocasiones los agentes lograron hacerse con pequeñas cantidades de cocaína, heroína y cannabis y, en otras, llegaron a la conclusión, ante los síntomas de los identificados, que el consumo se había realizado en la vivienda. Así, el 23 de marzo, los agentes entraron a la vivienda y practicaron un registro en el que encontraron una pequeña cantidad de droga (3,71 gramos de cocaína y 0,66 gramos de cannabis, valorados en 1.075,53 euros) además de diferentes sustancias -cafeína- para cortar la droga y su pesaje.

Tras pasar a disposición judicial, el juzgado de guardia decretó el ingreso en prisión de J.M.P. y cuya permanencia en el centro penitenciario ha defendido en todo este tiempo el Ministerio Fiscal.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos