Logroño Turismo: un entramado a la espera del desenredo

1. El PP denunciaba contratos del plan de dinamización enoturística adjudicados por PSOE y PR a JazzGroup pidiendo ofertas solo a empresas del mismo entramado. 2, 3 y 4. La Fiscalía solicita los contratos entre Ayuntamiento y empresa, y se conocen las primeras irregularidades. 5 y 6. El fiscal llama a declarar a cargos del PR por los hechos./
1. El PP denunciaba contratos del plan de dinamización enoturística adjudicados por PSOE y PR a JazzGroup pidiendo ofertas solo a empresas del mismo entramado. 2, 3 y 4. La Fiscalía solicita los contratos entre Ayuntamiento y empresa, y se conocen las primeras irregularidades. 5 y 6. El fiscal llama a declarar a cargos del PR por los hechos.

La petición de cárcel del fiscal para Ángel Varea llega siete años después de la denuncia del PP | Las sospechas sobre la gestión turística del 2007 al 2011, siempre con JazzGroup en el foco, se concretan en tres posibles delitos

Javier Campos
JAVIER CAMPOSLogroño

Lo que comenzó como una denuncia política del PP en la que acusaba al bipartito PSOE-PR de «contrataciones irregulares» en favor de empresas de un mismo grupo ha terminado siete años después con una petición de cárcel del fiscal concretada en los nombres del exedil Ángel Varea, su exasesor Erich Reiner y el empresario Alberto Álvaro por delitos de prevaricación, malversación y tráfico de influencias.

Si el 27 de enero del 2011 la popular Mar San Martín desvelaba hasta tres contratos en los que la terna de ofertas a la que obliga la ley compartían «no sólo administrador, sino accionariado e incluso domicilio social» -los tres relacionados con el Plan de Dinamización del Producto Turístico 'Enoturismo en Logroño'-, el 28 de febrero pasado trascendía el escrito de calificación de la Fiscalía de La Rioja solicitando penas para sus responsables.

Más

El escrito firmado por el propio fiscal superior, Enrique Stern, con fecha 7 de febrero y hecho público por el hoy PR+, concluye, en alusión a los regionalistas Varea y Reiner, que «con ocasión de haber tomado posesión de sus cargos en el Ayuntamiento de Logroño, decidieron beneficiar económicamente a la empresa JazzGroup». O lo que es lo mismo: la acusación lanzada inicialmente por el PP siete años antes cuando estaba en la oposición.

Las sospechas políticas sobre la gestión desarrollada en el área de Turismo del Ayuntamiento de Logroño entre el 2007 y el 2011 con socialistas y 'riojanistas' en la Alcaldía se concretan ahora judicialmente en hasta tres presuntos delitos. Y todo ello con el foco puesto en JazzGroup, empresa de comunicación muy bien relacionada con las distintas administraciones en diferentes épocas cuyo 'entramado de sociedades' trabajó con PSOE y PR en el Ayuntamiento de Logroño y antes con el PP en el Gobierno de La Rioja.

Y es que si la 'matriz' y sus mercantiles vinculadas facturaron a Logroño Turismo 1,15 millones de euros entre el 2008 y el 2011 -según la documentación remitida por la Administración local a requerimiento judicial-, el Gobierno regional adjudicó contratos a la misma por valor de cinco millones de euros entre el 2002 y el 2007, según recordaba en su día el PSOE -quien desde entonces se ha desmarcado una y otra vez de la gestión de Gobierno de las áreas locales competencia del PR, como eran Turismo y Urbanismo-.

Cronología de un caso con varias ramificaciones

27 de enero del 2011
El PP denuncia «contrataciones irregulares» de PSOE y PR a favor de empresas de un mismo grupo
Los populares achacaban adjudicaciones «de dudosa justificación» al entorno de JazzGroup en materia de promoción turística. Menos de una semana después salía a la luz el caso de las 'esculturas desaparecidas'.
4 de julio del 2011
La Fiscalía pide al Ayuntamiento los contratos firmados con las empresas de JazzGroup
La instrucción de diligencias informativas penales por la desaparición de las esculturas -dentro del plan de dinamización enoturística de entonces- incluye la solicitud de todos los contratos suscritos entre el Ayuntamiento de Logroño o sus organismos autónomos (Logroño Turismo, porque Logroño Deporte no firmó nada) y las empresas relacionadas con JazzGroup en los últimos años.
11 de julio del 2011
Logroño Turismo pagó a JazzGroup mil euros mensuales más de lo firmado en un contrato
La fundación abonó a la empresa facturas por valor de 3.000 euros en concepto de servicios de comunicación cuando lo fijado eran solo 2.000 -información adelantada por Diario LA RIOJA-, algo que quedó confirmado en una posterior comisión de investigación municipal y puesto en conocimiento del fiscal del caso.
29 de agosto del 2011
El Ayuntamiento constituye una comisión especial de cuentas para investigar facturas y contrataciones de Logroño Turismo durante 2007-2011
El ya exgerente de la fundación Leopoldo Jiménez declaró que las decisiones respecto al pago de facturas relacionadas con el contrato de comunicación que la entidad tenía suscrito con la empresa, y por el que se pagaban mil euros más cada mes, eran tomadas por el concejal competente, Ángel Varea. Las conclusiones de la citada comisión -constituida tras la llegada del PP al Gobierno local después de la legislatura de PSOE-PR- fueron remitidas por los populares a la Fiscalía, que unos meses después pidió una prórroga de seis meses para seguir investigando.
14 de marzo del 2012
La Fiscalía llama a declarar como imputados por malversación a Varea, Gil Trincado y Reiner
El Ministerio Público les citó por el caso 'Logroño Turismo' en un auto que recurrieron por la posible condición de aforado del entonces diputado regional -Rubén Gil Trincado-. El Ayuntamiento se personó como acusación apenas unos días después.
26 de abril del 2012
Varea niega «irregularidades» y Reiner reduce el caso a un «error administrativo»
Los ya exedil y exasesor regionalistas defienden su inocencia ante el juez. El PR denuncia que las conclusiones de la comisión de investigación «montada» por el PP «están totalmente alejadas de la verdad».
28 de febrero del 2018
La Fiscalía pide cárcel para Varea, Reiner y el gerente de JazzGroup por amañar contratos entre el 2008 y el 2011
El escrito de calificación acusa a los primeros de prevaricación, malversación y tráfico de influencias por los hechos.

Las 'irregularidades', en cualquier caso, no se han circunscrito solo al caso 'Logroño Turismo', sino que han tenido varias ramificaciones y han sido noticia en todo este intervalo de tiempo. De hecho, desde que el 14 de marzo del 2012 el fiscal llamase a declarar por las citadas contrataciones como imputados por malversación a Ángel Varea, a Erich Reiner y al entonces diputado regional Rubén Gil Trincado -también asesor durante el Gobierno municipal del bipartito-, el plan de dinamización enoturística -en el que se enmarcan las esculturas desaparecidas y al que se le achaca el mismo 'modus operandi' en sus contratos- ha sido el protagonista de varias páginas.

Ya en el 2015 el juez vio posible prevaricación en contratos del 2008 entre el Ayuntamiento de Logroño y JazzGroup después de que una subcontrata denunciase y probase que la citada mercantil le había realizado pedidos relativos a la señalización enoturística -el conocido como caso de las 'placas' y los 'monolitos'- antes de serle adjudicados oficialmente los trabajos.

Un suma y sigue sin novedades desde entonces que tuvo su apertura judicial cuando en julio del 2011 la Fiscalía de La Rioja pedía al Ayuntamiento de Logroño información relativa a los contratos firmados con las empresas de JazzGroup entre el 2008 y el 2011 y que tuvo continuidad en noviembre de ese mismo año al solicitarse por parte del Ministerio Público una prórroga de seis meses para proseguir la investigación.

El juez requería y recibía ya en el 2013 el grueso de la documentación original. Un total de 192 cajas o archivadores -en la imagen puede verse un momento del traslado a los juzgados- que recogían lo hasta entonces esbozado de manera resumida: la relación por años de los contratos concertados por Logroño Turismo con JazzGroup, así como de los pagos efectuados a la misma.

La revisión de toda la documentación, salpicada de referencias a las relaciones contractuales con la citada empresa, ha durado años y se resume en más de 30 'operaciones' citadas por la Fiscalía para su solicitud de penas. Y ello pese a que, como advierte Stern en su escrito, «al percatarse de que no obtendrían respaldo popular para seguir en sus cargos (en relación a las elecciones municipales celebradas el 22 de mayo del 2011), en fecha 29 de abril se procedió a la destrucción de la casi totalidad de la documentación relativa a Logroño Turismo a través de una empresa de seguridad sin la presencia de funcionario ni técnico municipal que lo controlase».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos