Eliminar ordenanzas

Ante la permanente indiferencia que existe por parte de las autoridades municipales ante las continuas vulneraciones de los ciclistas que circulan por las aceras como Pedro por su casa, sorteando continuamente a los paseantes con hábiles cabriolas, mejor sería que desde la superioridad se declararan oficialmente extinguidas las prohibiciones que se les exigen a los ciclistas y que figuran en las Ordenanzas Municipales. Se ahorrarían las protestas de los viandantes, ahora justificadas, pero inútiles.

Fotos

Vídeos