El Buenos Aires baila su último tango

José Mari Soroa y Pitu Royo, propietarios del Buenos Aires, colgarán el mandil en julio. :: f. díaz/
José Mari Soroa y Pitu Royo, propietarios del Buenos Aires, colgarán el mandil en julio. :: f. díaz

El conocido restaurante de República Argentina cerrará en julioPitu y José Mari ponen fin a su carrera al frente de un establecimiento que ha sido muy frecuentado por figuras del fútbol local

EDUARDO GÓMEZ LOGROÑO.

Como si quisiéramos evocar el tango ¡Mi Buenos Aires, querido¡, así acompañaremos el cierre del restaurante de la calle República Argentina, cuyas persianas llevan algún tiempo engrasándose para que desciendan sin esfuerzo un día triste del próximo mes de julio. De nada valdrán huelgas de estómagos caídos, ni de paladares exigentes. Pitu y José Mari colgarán el mandil, seguramente con pena, pero el calendario es inexorable.

Queda detrás una historia imborrable de la gastronomía logroñesa que iniciaron los recordados Carmelo y Justa en el Blanco y Negro de la calle San Agustín, desde donde pasaron a la calle Laurel, con la imagen de una virgen en una hornacina en la fachada venerada especialmente por los más trasnochadores de la ciudad. Su mostrador, aprovisionado desde la ventana que aireaba la cocina, surtía de gambas a la plancha y otras delicadezas, servidas por Felisín, por Miguel Royo, el futbolista que llegó como profesional a nuestra ciudad y acabó por razones de matrimonio en la empresa al casarse con Pilar, o por los hermanos Jesús, Armando y Carmelo.

Fue Jesús, con su esposa Herminia, los que más raíces echaron en aquel recordado establecimiento, por donde pasaron muchos futbolistas, que luego fueron famosos, como Julen Lopetegui, exportero del Logroñés y actual seleccionador nacional. Curiosamente, un establecimiento tan frecuentado por el mundo del fútbol, termina su historia con otro, José Mari Soroa, que llegó desde el fútbol guipuzcoano para incorporarse, bandeja en ristre, tras casarse con Pilar, nieta de los fundadores y alma, con su madre, de las cocinas del establecimiento que está próximo a colgar el cartel de 'cerrado'.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos