La Rioja

El PSOE tacha de «sumiso» al Gobierno local y opina que la ciudad no avanza

El PSOE tacha de «sumiso» al Gobierno local y opina que la ciudad no avanza

  • La portavoz socialista pide al Ejecutivo local en su balance anual una actitud de exigencia ante el resto de administraciones, sobre todo en infraestructuras

«Ningún avance» en cuestiones como el edificio de Correos o la ronda sur de la capital que tienen más que ver con la administración del Estado; «silencio, sumisión y falta de liderazgo» en los temas que, afectando a la capital, están en manos del Gobierno regional, como el proyecto del centro de salud Rodríguez Paterna, y «problemas que no se resuelven...» cuando la gestión ha de ser directa del Ayuntamiento. Así resumió la portavoz socialista, Beatriz Arraiz, el año que ahora termina a la hora de analizar la gestión del Gobierno local, en manos del grupo municipal popular.

La edil exigió al Ejecutivo local «más trabajo, más pasión por la ciudad y más liderazgo», así como «una actitud de exigencia ante el resto de las administraciones para no perder el futuro, sobre todo de las infraestructuras» con vistas al año que viene. Adelantó también que si el trabajo es «desde la sensatez y la realidad, podrán contar con la aportación del PSOE para mejorar la vida de los logroñeses y la ciudad en sí».

Tras citar los casos de Correos y la ronda sur, la portavoz recordó, en lo que a la Comunidad Autónoma se refiere, que el convenio para servicios sociales del 2015 se ha firmado ahora, mientras que había una partida para redactar el proyecto del centro de salud de Rodríguez Paterna que no se ha ejecutado.

«Durante todo el año 2016 nos hemos encontrado con importantes problemas de ciudad que no se han resuelto y en los que no se ha avanzado», alegó también, en este caso sobre la gestión municipal.

Señaló el caso del Centro de la Cultura del Rioja, cuyo contrato se suspendió en verano y al que se le iban a hacer unas obras urgentes que aún no se han aprobado, por lo que al menos va a seguir cerrado medio año más. También se fijó en la demora de «un año entero» para iniciar el expediente de rescisión del contrato de las comidas a domicilio con la empresa Serunión, que está pendiente del dictamen del Consejo Consultivo. «Han sido doce meses de quejas, de bajas en el servicio, de mala calidad e incumplimientos reiterados», dijo. Y apuntó también que ha habido 1.294 familias que han tenido que esperar cuatro meses para saber si tenían o no chiquibeca.

Respecto a las inversiones, contó que, a septiembre, sólo se había ejecutado el 1% de lo previsto, 177.000 euros. La única inversión ha sido la Casa del Cuento «y le falta el programa posterior y saber si va a responder al esfuerzo realizado». «Todo el presupuesto de inversiones está montado sobre la falacia de la venta de suelo. El PP presupuestó más de 16 millones cuando el único ingreso ha sido de 668.000 euros por la venta de una parcela de 2015», detalló la edil. La lentitud en el desarrollo de actuaciones en torno al soterramiento también estuvo sobre la mesa. «El Peri está sin aprobar, la subestación sigue donde está y va a seguir muchos años», mencionó.

Por fin, se refirió al «retraso» en la revisión del Plan General, «la falta de un proyecto de gestión» de la Policía Local, la «escasez» de medios de unidades como Servicios Sociales o Bomberos o «el abandono» del río Ebro y su preocupación por el número de atropellos.