La Rioja

Rebaja inexplicable

No es fácil entender como se puede aceptar un encargo con la rebaja de un 32 %, sobre el precio previsto por unos técnicos encargados del costo. Si un equipo que se supone cualificado valora un costo para edificar un edificio y se lo encarga a una empresa que se compromete a hacerlo con tal rebaja, eso no cuadra. O se calcularon mal los costos o los encargados de la obra van a meter gato por liebre. Eso es, por lo menos, lo que piensan los ciudadanos de a pie que son, al cabo, los que acabarían pagando las consecuencias.