La Rioja

«Te pones en su lugar y entiendes que hay que echar una mano»

Lleva tres años colaborando en el servicio de consigna que forma parte de los recursos del dispositivo de atención al temporero y, si puede, volverá a hacerlo el próximo año. María Jesús Montoya, logroñesa de 54 años y administrativa en un despacho de abogados de la capital, es una de las voluntarias de Cruz Roja que las pasadas semanas ha sido parte importante del operativo asistencial durante una vendimia más. «Lo piensas, te pones en su lugar y entiendes que hay que echar una mano», explica quien aporta su granito de arena junto a otros muchos voluntarios que, como se ha dicho y según ella entiende desde su experiencia, «claro que sostienen el dispositivo con su trabajo desinteresado». Aunque no siempre son los que se necesitarían. De hecho, ya durante la pasada semana a través de Internet se hizo un llamamiento a la colaboración.