La Rioja

25 años de labor académica y social

El claustro de profesores, encabezados por el director Jaime Ceniceros, posó con los 'reaparecidos' Duques de Nájera . :: MIGUEL HERREROS
El claustro de profesores, encabezados por el director Jaime Ceniceros, posó con los 'reaparecidos' Duques de Nájera . :: MIGUEL HERREROS
  • El director de Educación, Alberto Galiana, descubrió la placa y el cartel conmemorativo colocado en la fachada del instituto logroñés

  • Bodas de plata del IES Duques de Nájera, el segundo más 'joven' de Logroño

'Resucitados' para la ocasión, los Duques de Nájera se sumaron ayer a los actos de celebración del 25 aniversario del instituto de Logroño al que dan nombre. La presencia de los nobiliarios del siglo XV, encarnados en realidad por cuatro profesores del centro vestidos con trajes de época, fue la anécdota del primer acto de aniversario de este centro, el más 'joven' de Logroño después del Batalla de Clavijo y pionero en las enseñanzas pública de FP en Logroño, además de ser el primero en implantar la Logse y los nuevos ciclos de Formación Profesional.

La celebración comenzó con un divertido 'photocall' donde los duques (Diego y Antonio Manrique de Lara y sus esposas Guillomar y Juana) fueron dando la bienvenida a su llegada a los directores de centros invitados y a las autoridades educativa de la Consejería, encabezadas por el director de Educación, Alberto Galiana, encargado de descubrir la placa conmemorativa y el cartel que permanecerá colocado en la fachada todo el año con el lema '25 años en el camino y un futuro por andar'.

Una trayectoria que tiene su origen en el seno de la Industrial hasta que se planteó la conveniencia de dotar al centro de dependencias propias, lo que dio lugar al actual Duques de Nájera, en el número 100 de la calle del mismo nombre.

Los inicios y los periodos de grandes cambios para el instituto, que en pocos años pasó de ser un pequeño centro específico de FP, con tres ramas (Agraria, Delineación y Sanitaria) a ser un instituto de Secundaria, fueron repasados ayer por su actual director, Jaime Ceniceros, durante el acto académico, al que también asistieron sus predecesores Ignacio Gallego (director durante 20 años), y Javier Bañares (dos años). Ceniceros rememoró la breve pero intensa trayectoria de este instituto, que en estos 25 años ha concedido 5.634 títulos, de ellos 1.229 de ESO, 941 de Bachillerato y 3.464 de técnico o técnico superior. Pero, como señaló, no han sido sólo años de formación académica, sino también de labor social, «lo que ha permitido a algunos de nuestros alumnos llevar a cabo un proyecto de vida y laboral mejor de lo que hubieran sospechado sus familias», a las que agradeció el esfuerzo realizado.

El acto conmemorativo de carácter académico contó con la intervención de los exalumnos Miguel García y Gabriel Fernández, encargado este último de amenizar el encuentro con una actuación musical junto a Íker Idoate. Será en febrero cuando los 978 alumnos del centro asuman el protagonismo de la celebración con un gran acto que se anunciará en su momento.