La Rioja

Bueno, bonito y barato

  • La OCU mantiene a Alcampo como el centro más asequible de la capital, aún así, el 14% más caro que su homónimo de Vigo, el más barato del país

logroño. La ciudad de Logroño es la octava de España en la que a sus consumidores les resulta menos caro hacer la compra en el supermercado, según el informe que elabora anualmente la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU), que fue presentado ayer en Madrid.

Según este estudio, que fija el gasto medio nacional en la cesta de la compra en 4.850 euros año, «aunque se puede ahorrar más de 900 euros si se elige bien», el hipermercado de Alcampo de las Tejeras se mantiene un año más como el más asequible de la capital. Eso sí: llenar el carro en este centro resulta el 14% más costoso que hacerlo en su homónimo de Coia (Vigo), que el informe destaca como el más económico de todo el país.

Para la realización de su estudio, la OCU visitó 1.193 establecimientos repartidos en 63 ciudades e Internet, donde se recogieron 162.928 precios de una cesta de la compra formada por 231 productos de alimentación fresca, envasada, higiene y droguería de 17 categorías diferentes. En el caso de La Rioja, la organización centró su evaluación sólo en la capital de la comunidad, donde visó catorce establecimientos, uno más que el año pasado, ya que ha sumado a su último estudio el Simply Center de Duques de Nájera. A cada supermercado se le asignó un índice teniendo en cuenta que el indicador 100 corresponde a la superficie más barata del país, el referido Alcampo de Vigo. Mientras, el establecimiento más prohibitivo de España es el de Sánchez Romero en la calle Arturo Soria (Madrid), con un índice 191.

La OCU mantiene un año más al supermercado del centro comercial Parque Rioja como el más módico de Logroño con un indicador 114. En el extremo de esta relación, la asociación de consumidores sitúa dos establecimientos: el Eroski City de la calle Gonzalo de Berceo (repite posición respecto al estudio precedente) y la tienda de la misma cadena ubicada en la calle Chile, ambos con un índice 132. Es decir, llenar el carro de la compra en estas dos tiendas cuesta el 15,8% más que hacerlo en el Alcampo logroñés. Además, y junto a El Árbol de la calle Huesca, estos dos supermercados son los más caros en productos envasados, mientras que el Eroski de Chile destaca como el más oneroso en alimentos frescos.

Por otro lado, y atendiendo a la comparativa nacional, Logroño figura como la octava ciudad más barata para hacer la compra en el súper, sólo adelantada por Almería, Puertollano, el Corredor del Henares, Jaén, Vigo, Córdoba y Cuenca. Por el contrario, las urbes más gravosas para sus consumidores son Las Palmas de Gran Canaria, Barcelona y Getxo.