La Rioja

Logroño creará un banco de libros de texto para el curso 2017/18

  • La oposición aprueba la moción de Cambia con la abstención del PP, que entiende que «no es competencia del Ayuntamiento»

El Ayuntamiento de Logroño, en colaboración con las asociaciones de padres y madres de alumnos, con los claustros de cada centro y, en caso de existir, con las asociaciones de alumnos y alumnas, desarrollará un convenio para la creación de un banco de libros de texto de cara al curso 2017/2018 a propuesta de Cambia Logroño.

Así lo aprobó ayer el Pleno con los votos a favor del grupo autor de la moción, de PSOE, Ciudadanos, PR+ y la abstención del PP, que entiende que «no es competencia de la Administración local». El objetivo del proyecto, que ya se lleva a cabo en algunos centros y otras ciudades, sería la adquisición y reutilización de libros de texto en lo que a educación obligatoria se refiere (de los 6 a los 16 años).

La moción, además, incluye instar al Gobierno de La Rioja, de quien dependen las competencias en la materia tal y como todos pusieron de manifiesto, a restituir el sistema de gratuidad de los libros de la Consejería de Educación, Cultura y Deporte, sustituido desde el 2012/2013 por el actual programa de ayudas «insuficiente, ya que no llega ni al 20% del alumnado», según criticó la concejala Paz Manso de Zúñiga.

«Ante la desaparición del programa de gratuidad de libros de texto por parte de la Comunidad Autónoma y para comenzar a dar una solución al problema, proponemos establecer un convenio por el que el Ayuntamiento y las Ampas colaboren en una iniciativa solidaria, participativa y comprometida con la que dar respuesta a la petición de la comunidad educativa mitigando el desembolso que supone para las familias la adquisición de libros al inicio de cada curso escolar», explicó.

El PP, como alternativa, presentó una enmienda de sustitución para crear un grupo de trabajo en el seno del Consejo Escolar Municipal que diese forma al citado banco para ser propuesto a la correspondiente Consejería, algo que no fue aceptado por Cambia.

«Quiero invitarles a una reflexión, y es que no creo que sea lo mejor trasladar la responsabilidad de una administración a otra pues no es competencia del Ayuntamiento que pongamos el dinero, el trabajo y el esfuerzo», dijo Paloma Corres. Y es que la forma de hacerlo realidad, según la moción, sería mediante la aprobación de la oportuna modificación de crédito extraordinario, «dotando de la asignación suficiente para la concesión directa de una subvención nominativa y vinculada al proyecto del banco de libros».