La Rioja

El arco toma forma en Portales

Revestimiento con boj del arco de San Bernabé. :: miguel herreros
Revestimiento con boj del arco de San Bernabé. :: miguel herreros
  • Operarios municipales trabajan en el montaje del arco triunfal frente al palacio de los Chapiteles, en los primeros números de la calle Portales

  • El monumento se protegerá para que no se quede sin boj, como pasa desde el 2012

logroño. El arco de San Bernabé va tomando posiciones en la entrada de Portales. Operarios municipales lo montan desde el lunes por partes y, además, lo van adornando con sus ramas de boj características. La operación aún va a llevar su tiempo. Eso sí, cuando todo esté listo, aparecerán unas vallas en torno al arco que simboliza el triunfo de la ciudad frente al francés en aquel 1521. No estarán todo el tiempo, sólo el suficiente para que el monumento llegue en las condiciones más razonables posibles a la procesión del 11 de junio, la de los banderazos.

La medida se viene tomando desde el 2012 y también se adoptará esta vez, confirmaban ayer desde el Ayuntamiento. La cuestión es que se puso de moda llevarse una ramita de boj de utilidad discutible y así sucedía desde que se montaba el arco, días antes de las fiestas, de manera que, para cuando llegaban las fechas, éste lucía pelado y feo. Ni que decir tiene como terminaba una vez transcurrido el periplo festivo pese a ser uno de los puntos por los que pasa cualquier vecino y visitante de la capital en las fechas de San Bernabé.

Cinco arcos

La colocación del arco triunfal derivó del mismo voto de San Bernabé, aunque de entrada eran cinco los arcos, tantos como puertas tenía la ciudad. El actual emplazamiento, en lo que fue 'la puerta Erbentia', se decidió en pleno siglo XVIII frente a la entonces casa consistorial. Si en principio el arco fue de madera, desde 1969 se utilizó una estructura metálica recubierta de las famosas ramas de boj. Para cualquier logroñés, obligado es pasar por debajo. Este monumento ha dado para numerosas supersticiones, incluidas las que hablan de deseos cumplidos o de suerte en materia amorosa. En cualquier caso, muchos de los que lo transitan se llevan una rama.