La UNIR muestra en Ecuador su exitoso modelo de enseñanza online de calidad

La Fundación Guayasamín de Quito acoge el Congreso Internacional de Educación Superior de Calidad. :: UNIR/
La Fundación Guayasamín de Quito acoge el Congreso Internacional de Educación Superior de Calidad. :: UNIR

José María Vázquez y Alberto Galiana inauguran en Quito el Congreso Internacional de Educación Superior de Calidad

LA RIOJA LOGROÑO/QUITO.

Mejorar la calidad en la educación superior, fomentar el intercambio de estudiantes y profesores, impulsar la investigación y los doctorados y reforzar el conocimiento sobre cómo la enseñanza online contribuye a eliminar barreras educativas y desigualdades sociales son algunos de los ejes clave del Congreso Internacional de Educación Superior de Calidad en el Espacio Iberoamericano que se celebra ayer y hoy en la Fundación Guayasamín, de Quito (Ecuador).

Ante más de medio millar de asistentes y veinte rectores de universidades europeas y latinoamericanas, una treintena de expertos debatieron ayer sobre el estado actual de la educación universitaria en América Latina y conocieron de primera mano la experiencia que la Universidad Internacional de la Rioja desarrolla desde hace casi una década para impartir una enseñanza online y de calidad.

Los dos rectores de las universidades responsables del evento -José María Vázquez García-Peñuela (UNIR) y Ramiro Pazmiño (ESPE)- fueron los responsables de la inauguración del foro junto al consejero de Educación, Formación y Empleo del Gobierno de La Rioja, Alberto Galiana. «El congreso supone una oportunidad de aprendizaje mutuo con objetivos ambiciosos y ponentes de calidad y representa una muestra de la vitalidad y fuerza de Ecuador y su interés transformador social a través de la educación para abrir nuevas oportunidades», defendió Galiana, quien recordó que «la educación superior es un poderoso instrumento de transformación social y económica en un país potente en Latinoamérica y en Europa a través de sus vínculos con España». Tras alabar la labor de las universidades ecuatorianas para generar «estrategias de desarrollo del país», el consejero hizo referencia «a la calidad, un concepto a menudo devaluado pero que resulta clave para las decisiones de las políticas universitarias cada vez más orientadas a resultados y evaluaciones mensurables».

Colaborar, no competir

Por su parte, el rector de UNIR, José María Vázquez, quiso dejar claro que, «al contrario de lo que sucede en otras entidades como las empresas, en las universidades la calidad no mejora compitiendo sino colaborando y tiene que ver con el objeto de la universidad, que es la difusión de la verdad». Vázquez insistió en que «las universidades del mundo nunca han tenido más fácil el colaborar entre ellas porque las actuales tecnologías facilitan la comunicación». Además, recordó que el objetivo de estas jornadas es el de «ver cómo trabajar conjuntamente en pro de la calidad».

En la misma línea se pronunció el rector de la ESPE, Ramiro Pazmiño, quien señaló que «especialistas del más alto nivel van a explorar las vías de colaboración universitaria para lograr avances en el gran objetivo, que es consolidar una educación de calidad en la región y un uso adecuado de las tecnologías en la enseñanza de calidad».

Pazmiño remató su intervención al situar sobre la mesa las, a su juicio, «herramientas de las universidades competitivas del mundo actual», entre las que citó «una planificación estratégica visionaria, mejorar la innovación en educación, practicidad para reducir la brecha digital y el desarrollo de competencias en los alumnos para el uso de nuevas tecnologías».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos