Tráfico contará a finales del 2018 con casi 100 evaluadores más, una treintena militares

EFE MADRID

La Dirección General de Tráfico (DGT) contará a finales del próximo año con unos 100 examinadores más, entre ellos una treintena de militares que podrían incorporarse a este colectivo, en huelga desde junio para reivindicar mejoras laborales, entre ellas un incremento salarial. Así lo anunció ayer el director general de Tráfico, Gregorio Serrano, ante la Comisión de Seguridad Vial del Congreso, donde compareció a petición propia y del grupo socialista.

Serrano dio cuenta de las diferentes convocatorias que se llevarán a cabo para ampliar la plantilla, que actualmente es de 774 examinadores y que podría quedarse en 876 descontando las jubilaciones previstas este año y el próximo (unas 52) y añadiendo las incorporaciones que se pueden producir por varias convocatorias.

Serrano, que negó que se hayan perdido durante la huelga 150.000 exámenes, aseguró que, contando con los de ayer, se ha suspendido 65.000 pruebas prácticas. Además, añadió que en junio, en plena huelga, se celebraron 80.000 exámenes, los mismos que en abril, cuando no había paros, pero menos que las 105.000 de mayo.

Gregorio Serrano Director general de Tráfico «Su petición de subida salarial es justa, pero cómo explicarla a guardias civiles, policía o funcionarios de Prisiones»

Serrano defendió que Tráfico «se ha roto la cara» por mejorar las condiciones de los examinadores y lo ha hecho hasta la «extenuación».

Frente a las críticas de la oposición, precisó que en la última reunión con los examinadores le dijeron que no les llamaran más si no era para hacerles una oferta de subida de salario. Tras admitir que el punto número dos del acuerdo es el más conflictivo, toda vez que los examinadores consideran que se prometió una subida salarial que no se ha cumplido, Serrano reiteró que no ha habido incumplimientos, porque en primer lugar la DGT no tiene competencia para hacerlo unilateralmente, aunque sí ha elevado la propuesta a Hacienda en reiteradas ocasiones, como figuraba en el acuerdo, que también rebajaba de 13 a 12 el número de pruebas diarias por examinador, extremo cumplido salvo excepciones.

Según el director de la DGT, la petición de subida salarial es justa, pero se preguntó cómo «explicarla a otros funcionarios como los de la Guardia Civil, la Policía o los de Prisiones».

El día en que Serrano comparecía en el Congreso, representantes de autoescuelas se manifestaron en distintas partes de España para reclamar una solución al problema. Además, la cadena de autoescuelas Hoy-voy anunció que ha iniciado los trámites para presentar una reclamación por daños y perjuicios contra la DGT por las pérdidas económicas de la huelga.

Fotos

Vídeos