Una sentencia ordena devolver lo pagado de más por la cláusula suelo hasta mayo de 2013

La Justicia ya había acordado en diciembre, en otro procedimiento, que el banco reintegrara al mismo cliente lo cobrado indebidamente desde mayo del 2013 hasta hoy

Carmen Nevot
CARMEN NEVOTLogroño

En la batalla por las cláusulas suelo hubo un punto de inflexión, mayo del 2018. Esa fecha, que marcó un antes y un después, el Tribunal Supremo, en una sentencia sin precedentes, declaró nulas estas cláusulas y fijó la devolución de las cantidades cobradas indebidamente desde la fecha de su fallo, en concreto desde el 8 de mayo de hace ahora poco más de cuatro años. En diciembre pasado, una sentencia dictada por el Tribunal de Justicia de la Unión Europea, obligó a las entidades financieras a devolver lo cobrado de más desde el inicio del préstamo hipotecario.

Tras este último fallo, quedaba en el aire qué ocurría en los casos de sentencias firmes que ya hubieran ordenado la retroactividad, pero de forma parcial. El Juzgado de primera instancia número 7 de Logroño en un reciente fallo, fechado el 22 de junio, zanja la cuestión y en el procedimiento tramitado por el Letrado Óscar Sáenz Rodríguez, del gabinete jurídico Iuris Abogados, ordena a Bantierra devolver lo cobrado 'extra' desde el 26 de septiembre del 2008, fecha en la que finalizó el interés fijo estipulado en su préstamo hipotecario, hasta el 9 de mayo del 2013.

Retroactividad

Mayo 2013
El Tribunal Supremo declaró en mayo del 2013 el carácter abusivo de las cláusulas suelo, pero acordó que las entidades financieras debían devolver lo pagado de más desde la fecha de su propio fallo judicial
Diciembre 2016
El Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE) ratifica la retroactividad pero tumba la pretensión del alto tribunal español y acuerda que la retroactividad sea total, es decir, desde que se suscribió la hipoteca
.

Respecto a las cantidades abonadas desde esta última fecha hasta la actualidad ya habían sido reclamadas por el demandante por la vía judicial y el 20 de diciembre del 2016 el Juzgado de primera instancia número 3 de Logroño dictó una sentencia en la que acordó declarar la nulidad, por abusiva, de la cláusula recogida en la escritura por la que el interés nunca podría ser inferior al 3% anual ni superior al 15%. También condenaba a la entidad financiera a recalcular el cuadro de amortización del préstamo y a restituir la suma de las cantidades que su cliente pagó en exceso por la aplicación de la mencionada cláusula desde el 9 de mayo hasta la actualidad.

En la última sentencia que falla a favor de la retroactividad total, el Juzgado de primera instancia número 7, que recoge varios extractos de autos de, por ejemplo, la Audiencia Provincial de Baleares e incluso del Tribunal Supremo, el juez entiende que en este procedimiento «el actor reclama las sumas que se pudieron abonar de más desde la fecha de la firma de la hipoteca hasta el 9 de mayo del 2013». Por tanto, considera que la pretensión ejercitada es distinta y si no se presentó inicialmente no fue por mala fe, sino por sentencia del alto tribunal que estableció este criterio.

Así las cosas, el juzgado estima la demanda y condena a Bantierra a devolver las sumas cobradas de más desde la escritura hasta mayo del 2013.

No es la primera vez que La Rioja falla a favor de la retroactividad total, la titular del Juzgado de Primera Instancia número 3 de Logroño, María José Martín, dictó el pasado mes de enero la primera sentencia en este sentido. La magistrada, que además ordenó a la entidad de crédito que se abstuviera de aplicarla en un futuro, daba cumplimiento al dictamen del Tribunal Superior de Justicia de la Unión Europea (TJUE), que, en oposición al criterio del Supremo, falló en contra de la banca ordenando la devolución íntegra de todo abonado de más por los usuarios en estos casos.

Fotos

Vídeos