Salud destaca que la alta resolución ha reducido el 43% las visitas al especialista

La consejera de Salud, ayer con los responsables médicos durante la reunión celebrada en el CARPA. :: E. B./
La consejera de Salud, ayer con los responsables médicos durante la reunión celebrada en el CARPA. :: E. B.

De las 190.248 consultas del pasado año en el San Pedro, 83.213 pacientes salieron del centro con el diagnóstico y el tratamiento sin necesidad de nueva cita

R. G. LASTRA LOGROÑO.

Cita, pruebas, diagnóstico, tratamiento y... a casa. La consejera de Salud, María Martín, destacó ayer las bondades de la alta resolución, el uso de nuevas tecnologías médicas que, resaltó, «son un ejemplo de que el paciente está en el centro del sistema, ya que con ellas logramos que éste sea molestado lo menos posible al evitarle las visitas innecesarias a los especialistas».

La consejera analizó ayer la situación de la alta resolución en La Rioja en una reunión convocada en el Centro de Alta Resolución de Procesos Asistenciales (CARPA) en la que participaron, entre otros, el jefe del Área de Salud, José Miguel Acitores, y los responsable de los servicios de Alergología, Teófilo Lobera; Neumología, Carlos Ruiz; Cardiología, Luis Alonso; Radiología, José Luis Abades; Obstetricia y Ginecología, Juana Hernández; Oftalmología, José Luis del Río, y Enfermería, María Teresa Mazo.

«La alta resolución permite resolver en una sola visita la consulta del paciente gracias, entre otros, a las técnicas más avanzadas que posibilitan realizar pruebas en el mismo día. De este modo, se evita que los usuarios deban desplazarse una segunda vez para la misma consulta médica», aseveró Martín, quien detalló que «solo en el Hospital San Pedro se llevaron a cabo el pasado año 190.248 primeras consultas con los especialistas, de las que 83.213 fueron de alta resolución; es decir, el 43,7% se resolvieron en el momento».

Las interconsultas entre especialistas de Atención Primaria y Especializada evitan el desplazamiento a más de 2.000 pacientes

Coordinación en el sistema

La titular de Salud defendió que la apuesta por la alta resolución persigue «facilitar todo lo posible los procesos médicos a los pacientes y que su vida diaria se vea afectada lo menos posible. Con este tipo de consultas no solo se pretende optimizar el tiempo de los usuarios evitándoles nuevos desplazamientos, sino que también se busca resolver las dudas del paciente en el mismo día para que pueda volver a su casa con respuestas y sin incertidumbres sobre su salud». Además, resaltó, que este modelo asistencial supone una mejora en las condiciones de trabajo de los especialistas, que ven optimizado su trabajo e incrementado su tiempo para «dedicarlo a nuevos pacientes que requieran una mayor atención».

La otra pata de la apuesta por mejorar el sistema es la coordinación entre profesionales a través de la puesta en marcha de las interconsultas 'online' entre médicos de Atención Primaria y Especializada, un intercambio de pruebas, dudas farmacológicas y diagnósticos, que ha evitado otro importante número de desplazamientos innecesarios a los pacientes. En concreto, el pasado año se evitó el desplazamiento de 345 pacientes de Hematología y Neurología y 1.580 en Digestivo y Nefrología.

Además, desde marzo del 2016 en Cirugía Maxilofacial se hace una valoración de los pacientes con las imágenes remitidas desde el odontólogo, pruebas con las que se cita para quirófano sin otra visita, un circuito que ha beneficiado ya a 155 pacientes. Por otro lado, la incorporación de las pruebas para los preoperatorios en los centros de salud de Nájera, Haro y Santo Domingo ha evitado, al menos, dos desplazamientos a 1.175 usuarios que debían llevar a cabo las pruebas y la consulta con el anestesista.

Fotos

Vídeos