La ONG riojana Coopera favorece la integración escolar en Senegal

Guardería 'Arc en Ciel' de Saly (Senegal. /L.R.
Guardería 'Arc en Ciel' de Saly (Senegal. / L.R.

Los niños y niñas de entre 3 y 7 años pueden estudiar en la guardería 'Arc en Ciel' gracias a la colaboración de esta organización

EFELogroño

El centro de educación infantil "Guarderie Arc en Ciel" (Guardería Arco iris), localizado en Saly (Senegal) e impulsado por la ONG riojana Coopera, favorece la escolarización de la mayoría de niños de esta localidad africana y contribuye a que las niñas también puedan estudiar, ha afirmado a Efe su directora, Marie Dieng.

Este centro privado, en el que estudian unos 95 niños de entre 3 y 7 años, fue uno de los 7 proyectos apoyados en la edición de 2016 de la Olimpiada Solidaria de Estudio, que organiza Coopera, y en la que 66.297 jóvenes recaudaron 553.845 euros.

La edición de 2017 de esta olimpiada, que finalizó ayer, día 5, ha contado con la participación de más de 450 salas de estudio de 14 países, que han reunido dinero para tres proyectos solidarios vinculados a la educación en la República Democrática del Congo, Filipinas y Guatemala.

Dieng ha explicado que, hace unos 10 años, la mayoría de los niños de Saly no estudiaban; situación que "afectaba mucho a las niñas" porque "las madres decían que (sus hijas no tenían que ir a la escuela, sino que debían estar en casa y aprender a cocinar".

"Yo he tenido hasta problemas; tenía niños en la escuela empezando a estudiar y venía un padre y decía 'perdona, es que necesito a mi niño porque me voy al campo y no tengo a nadie en casa'. Esto al principio era un poco difícil", ha relatado Dieng.

Ha precisado que, en la actualidad, "las cosas van cambiando, poco a poco, por la civilización" y "los padres se dan cuenta" de la importancia de la educación para sus hijos.

Necesitan material escolar

Dieng ha explicado que la principal dificultad que tiene este centro educativo, que se abrió hace 4 años, es la falta de material escolar, "sobre todo, de libros, ya que son caros" y no se puede pedir a los padres que, además de pagar 7 euros al mes por la escolarización, abonen otros 3 o 5 euros para un libro.

Esta cuota de 7 euros mensuales, ha indicado, es "demasiado" para algunas familias, pero en la escuela pública de esta localidad también tienen que pagar 5 euros al mes y "se quejaban de que siempre había huelgas".

Entre otros aspectos, también ha informado de que "allí tenemos costumbre, en la mayoría de las escuelas, de impartir clases sin libros, sin dibujos y sin nada. La maestra habla y los niños, al final, se aburren, yo no lo podía entender".

Dieng ha indicado que ha estudiado sin libros y, cuando ha visitado universidades y escuelas españolas, se ha dado cuenta de que aprender con ellos es una ventaja.

Por ello, el dinero recaudado en la Olimpiada Solidaria de Coopera se destinó a la compra de libros de texto, lo que supuso una gran ayuda que "ojalá siga" para facilitar su objetivo de "dar una buena formación en Senegal", ha enfatizado.

"Desde hace 2 años, hemos empezado a utilizar libros y nos va muy bien; las maestras están contentas, me dicen que enseñan muy rápido", ha subrayado.

Un único idioma entre 53 dialectos

Los primero que se les enseña a los alumnos de la "Garderie Arc en Ciel", ha informado Dieng, es francés, ya que en Saly hay 53 dialectos y los niños hablan distintos idiomas, también aprenden inglés y castellano.

Este centro escolar tiene 4 clases, cada una con una profesora, divididas en niños de 3, 4, 5, 6 y 7 años, ha detallado Dieng, quien ha informado de que, a partir del próximo año, se considerará ampliar otra clase para alumnos de 8 años.

Además de aprender idiomas, los niños de este centro desarrollan actividades manuales, ejercicios de psicomotricidad en el patio y reciben un almuerzo compuesto por fruta y leche tres veces a la semana, ha concluido.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos