El retorno rural, clave de la próxima década

Arenzana de Abajo. Vista de un rincón de la localidad del Najerilla. :: /Justo Rodriguez
Arenzana de Abajo. Vista de un rincón de la localidad del Najerilla. :: / Justo Rodriguez

Este martes se constituye la Mesa de Alcaldes, que sumará ideas contra el despoblamiento |El diagnóstico de medidas e indicadores de la Agenda para la Población 2030 estará listo para finales de año

MARÍA CASADOLogroño

Hace no tanto tiempo la despoblación se veía como el proceso demográfico natural. Hoy, preocupa. Es noticia en periódicos, es motivo de reuniones en altas instancias (mismamente esta semana ha habido una cita de trabajo en Madrid para la Estrategia Nacional frente al Reto Demográfico), es objeto de planes regionales... Es decir, el futuro demográfico se ha convertido en objetivo principal. «No sé si es tarde o no, pero por fin es un asunto prioritario tanto en el ámbito local, como regional, nacional e incluso europeo. Hay más sensibilidad que nunca en torno a ello, pero hay que trabajar agrupadamente», reconoce Begoña Martínez Arregui, consejera de Presidencia, Relaciones Institucionales y Acción Exterior, y quien coordina este tema.

El éxito de tal estrategia requiere de muchos instrumentos, de muchos actores y de la llamada «transversalidad» de las administraciones. En el caso de La Rioja, el Gobierno ha organizado la Agenda para la Población 2030, sobre la que estructurar objetivos y medidas. A corto plazo se va a dar uno de los primeros pasos: la constitución, por parte del presidente regional, de la Mesa de Alcaldes, este mismo martes, en la que se prevé que participe una veintena de alcaldes de áreas con distintas tipologías y la Federación de Municipios. «A través de esta mesa se busca debatir por un lado los objetivos y fines prioritarios que tenemos con la Agenda y constituir tres grupos de trabajo. Necesitamos el pulso de los propios municipios para ver las necesidades, así como intercambiar experiencias e iniciativas que quizás están funcionando de forma individual y, si es preciso, incorporarlas en otros lugares», apunta la consejera.

Torre en Cameros. Imagen de la localidad camerana, una de las comarcas más despobladas de la región.
Torre en Cameros. Imagen de la localidad camerana, una de las comarcas más despobladas de la región. / JUSTO RODRÍGUEZ

Todo con la intención de ir atajando las líneas estratégicas que muestra el documento inicial de la Agenda para la Población 2030. Entre esa media docena de ejes principales, que todavía están por concretar en algunos aspectos, se encuenta por ejemplo el de invertir la tendencia demográfica negativa de La Rioja y mejorar las proyecciones realizadas por el INE para 2030, donde se anuncia que se estará por debajo de los 300.000 habitantes. También destaca el objetivo de apoyo a las familias y a la natalidad; el aumentar y adelantar el proceso de emancipación de los jóvenes riojanos favoreciendo su participación activa en la sociedad, en concreto, se pretende pasar de la actual tasa de emancipación del 20,8 por ciento al 25% en el 2021. La integración cultural de los distintos grupos de población o promover una vida más longeva y activa son otros de los objetivos.

«Es necesaria la implicación de todos: locales, regionales, nacionales y europeos» Begoña Martínez Arregui

De esos propósitos dos atraen los focos: el favorecer el retorno voluntario de los riojanos emigrados a otras regiones y a otros países e integrarlos económica, jurídica y socialmente; y el fomentar el desarrollo territorial equilibrado y frenar el despoblamiento rural.

Deducciones fiscales, en vigor

«Desde el inicio de la legislatura se está trabajando en el reto demográfico desde distintos medios, pero a través de la Agenda para la Población 2030 queremos fijar un plan con medidas a realizar e índices/objetivo a alcanzar, para su posterior evaluación. Este dignóstico esperemos tenerlo para finales de año, contando con la aportación de los alcaldes, grupos parlamentarios, grupos internos de trabajo del propio Gobierno, una comisión de la UR... Es necesaria la implicación de todos en este gran reto», demanda Martínez Arregui. Una vez concluido el diagnóstico, con las medidas agrupadas y los indicadores claros, también se prevé crear un observatorio, un banco de iniciativas, así como una orden de subvenciones para proyectos públicos y privados que siguiendo los objetivos de la Agenda contribuyan a los retos.

«Los esfuerzos en el medio rural deben ir dirigidos a buscar alternativas viables a actividades tradicionales» José Arnáez Vadillo

En la actualidad, como recuerda Martínez Arregui, ya están en vigor incentivos fiscales para nacimientos y adopciones, familias con niños pequeños en municipios de menos de mil habitantes, para viviendas y obras en pueblos pequeños, empresas individuales, etc. «Esperamos ampliarlos para 2018», adelanta. También están en funcionamiento la Oficina de Retorno para «facilitar el regreso de los riojanos en el exterior, ofreciendo orientación laboral, etc.», así como acciones en vivienda, educación, empleo, transporte o el Programa de Desarrollo Rural, entre otras.

La voz de los alcaldes

¿Cómo lo ven los expertos? José Arnáez Vadillo, catedrático de Geografía Física y exrector de la UR, lo tiene claro. «Las acciones deben ser selectivas con especial dedicación a las áreas rurales y de montaña». En su opinión, «los esfuerzos deben ir dirigidos a buscar alternativas viables a las actividades tradicionales de esas zonas rurales. La puesta en marcha de actividades alternativas basadas en la valorización del territorio como fuente de recursos naturales y patrimoniales puede ser una buena opción. Infraestructuras, servicios y dotaciones son también imprescindibles. No debemos obsesionarnos con la recuperación demográfica de todos los núcleos», concluye.

Fotos

Vídeos