Podemos y Cambia denuncian que el PP ofrece 'a dedo' 213 puestos de responsabilidad en Ayuntamiento y Gobierno

Edificios del Gobierno de La Rioja /Justo Rodriguez
Edificios del Gobierno de La Rioja / Justo Rodriguez

Denuncian que se camuflan a través suplencias y comisiones de servicios

efe
EFELogroño

La diputada regional de Podemos La Rioja Natalia Rodríguez ha solicitado hoy regularizar la función pública y «cumplir con la Ley vigente» para acabar con los «puestos a dedo, ascensores inmediatos y enchufismos» en puestos de responsabilidad del Gobierno regional.

Rodríguez, acompañada de la concejal del Grupo Municipal de Cambia Logroño Marina Blanco, ha denunciado hoy, en una rueda informativa, las «irregularidades» en la gestión de puestos de responsabilidad en la administración regional y local debido a la «inoperancia y mala gestión del PP».

Rodríguez ha estimado que «unos 200 puestos de trabajadores del Gobierno regional se encuentran en comisión de servicios, una figura regulada por el Real Decreto 364/1995, con una duración máxima de dos años».

Sin embargo, ha lamentado que «hay personas que llevan colocadas 15 años en este puesto regalado por el político de turno», aunque debido a la «falta de transparencia» del Gobierno regional, «no existe ningún listado publicado con los profesionales que se encuentran trabajando en comisión de servicios».

Por ello, ha avanzado que su grupo preguntará en el Parlamento «cuántas personas se encuentran trabajando en comisión de servicios en cada una de las consejerías del Gobierno regional, y cuáles de ellas han superado los procesos selectivos en condiciones de mérito, igualdad y capacidad, como señala la Ley».

Rodríguez ha denunciado que entre los trabajadores de la Administración regional existe «una estructura de afiliados del partido, amigos y familiares que, ocupando puestos del nivel básico, ascienden rápidamente a cargos de más nivel, a pesar de existir funcionarios con mayor rango y más experiencia».

Esta situación, ha reconocido que «quema de manera considerable al resto de los funcionarios», por lo que «además de ser ilegal, repercute en la calidad del servicio público».

Por todo ello, ha solicitado «acabar con el entramado corrupto de acceso a puestos a decisión importante en la Administración para poner a dedo a los suyos», ya que además de «constituir un abuso de poder», impide que «funcionarios capacitados para acceder a puestos de responsabilidad».

Por su parte, Blanco ha indicado que en el Ayuntamiento de Logroño existen «36 funcionarios, de categorías A1 y A2, que no tienen plaza fija»; y además se encuentran en «situación de suplencia» dos trabajadores del grupo Al y once del A2, que coinciden con «puestos de responsabilidad, como directores generales o jefes de sección».

Sin embargo, ha asegurado que la suplencia de un puesto es «una ocupación de manera extraordinaria o excepcional, con una duración máxima de 18 meses, que permite que personas con plazas en grupos inferiores ocupen plazas superiores».

Además, ha afirmado que «de manera maliciosa y malintencionada, todas estas suplencias, menos una, han superado los 18 mese de duración», como es el caso del el director general de Inspección Tributaria, que «lleva más de seis años en este cargo como suplencia» y el jefe de sección de Fiscalización que «supera los diez años».

A pesar de que el equipo de Gobierno Municipal ha anunciado que «va a regularizar estas plazas en la próxima convocatoria de empleo público», ha criticado que «cuatro de estas vacantes del grupo A2 no van a salir a concurso, entre ellas el jefe de Fiscalización y ningún director general».

Por todo ello, ha pedido al Gobierno Local que «regule todas las suplencias» y «trate a todos los trabajadores públicos como se merecen, porque estas situaciones debilitan la función pública y las carreras de los funcionarios, por no hacer el debido concurso de oposición que habilite estas plazas».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos