Un pacto en infraestructuras que la oposición apoya «con condiciones»

Teri Sáenz
TERI SÁENZLogroño

Un acuerdo de región sobre infraestructuras «firme, transparente y exigente» que supere las deficiencias pendientes. Así es el pacto al que aspira José Ignacio Ceniceros y que el presidente de La Rioja propuso a la oposición en la última sesión del reciente debate del estado de la región. Los aludidos recogen el guante, aunque le cuelgan matices. «Estamos a abiertos a cualquier pacto que tenga como objetivo revertir el aislamiento de la comunidad», empieza arguyendo Concepción Andreu para apostillar que esa voluntad común «debe ir acompañada de una actitud reivindicativa de la que este gobierno adolece». Un frente común que, según la portavoz del PSOE, debe concretar «medidas plausibles» a corto plazo entre las que Andreu propone peajes troncales desde Arrúbal a Fuenmayor o Ceniceros. «Actuaciones baratas, inmediatas y que ejercerían de garantía para que todo no quede en papel mojado», agrega.

El añadido que propone C's es la implicación de los partidos también en Las Cortes y del senador autonómico, en tanto que el futuro de las infraestructuras se juega en un ámbito nacional. «Hay que involucrar a todos los agentes», sostiene Diego Ubis para, más allá de protocolos o buenas intenciones, ejecutar «ya» actuaciones orientadas a esa meta común como resolver la bidireccionalidad de la salida 14 de la AP-68 o el enlace de acceso en Castejón. «Los riojanos estamos hartos de ver partidas en los Presupuestos del Estado, siempre insuficientes, que año tras año siguen sin concretarse mientras otras comunidades siguen avanzando», lamenta el dirigente de la formación 'naranja'.

Partiendo de que el pacto ofertado por Ceniceros «constata su fracaso y el de su partido en materia de infraestructuras después de dos décadas», Podemos no ve sin embargo inconveniente en sumarse aportando las propuestas que juzga imprescindibles para sacar a la región de su marginalidad. Medidas «de verdad» y «sostenibles medioambiental, económica y socialmente», apostilla Ana Carmen Sainz sin ocultar sus dudas sobre el alcance real del pacto. «La credibilidad de Ceniceros está en cuestión cuando dice que el AVE llegará a La Rioja a la vez que Navarra», dice la portavoz del grupo 'morado' a la vez insta a que el virtual acuerdo que pueda cerrarse recoja la voz tanto de la ciudadanía como de colectivos y actores implicados.

Quien da su apoyo incondicional a la fórmula prevista por Ceniceros es el PP recordando dos axiomas: las infraestructuras son una competencial estatal y su desarrollo no se improvisa, sino que está jalonado de plazos, trámites y una burocracia compleja. Jesús Ángel Garrido subraya como aval que «todas las grandes obras de La Rioja llevan el sello del PP» y anima a que la oposición se sume al frente del Gobierno «porque los riojanos lo agradecerán».

Fotos

Vídeos