Un obispo manteado

Carlos Escribano hace el 'camino portugués' con un grupo de jóvenes de la Diócesis... y acaba manteado

LA RIOJALogroño

Y el obispo subió al cielo. Para luego bajar, se entiende: a Carlos Escribano, cabeza de la Diócesis de Calahorra y La Calzada-Logroño, le esperaba una sorpresa tras llegar a Compostela,.

Escribano acompañaba a un buen grupo de jóvenes de la Diócesis en el llamado 'camino portugués' hacia Santiago, una variante distinta al tradicional 'Camino Francés'. Al llegar a la plaza del Obradoiro, los jóvenes hicieron o que les toca: o sea, un poco el gamberro.

Y allá que voló el obispo, pero de buen grado, como se ve en este video que nos ha llegado, y cuyo autor lamentamos desconocer. Un aplauso para él (y para los manteadores).

Fotos

Vídeos