Un niña de 11 años muere en la N-232 al chocar con un camión la furgoneta que conducía su padre

La víctima, vecina de Cascante, viajaba junto a su hermana de 6 años, quien resultó herida grave en el accidente ocurrido cerca de Calahorra

Isabel Álvarez
ISABEL ÁLVAREZCalahorra

A pocas horas del inicio de la segunda operación especial del verano de la Dirección General de Tráfico, el tramo riojano de la N-232 registró ayer la peor noticia con la que podía comenzar el operativo: la muerte de una niña de 11 años de edad en un grave accidente a primera hora de la mañana en Calahorra, que conmocionó a la sociedad riojana, harta ya del continuo drama que padece esta carretera.

La menor viajaba con su padre y con su hermana pequeña en una furgoneta de color gris en dirección Logroño. Justo en el puente del tramo de Calahorra, situado junto al polígono de Tejerías, el vehículo invadió el carril contrario por causas que investiga la Guardia Civil y acabó chocando frontalmente contra un camión que se desplazaba en dirección Zaragoza.

El siniestro se produjo a las 9.23 minutos, en el punto kilométrico 358. La niña fallecida -que viajaba con su hermana en los asientos traseros- murió en el acto, mientras que su padre, de 49 años de edad, y la hija pequeña de 6 años resultaron heridos de gravedad. Ambos necesitaron ser excarcelados de la furgoneta, cuya parte frontal quedó completamente destrozada a causa del impacto. Las víctimas de esta familia, de origen marroquí, estaban empadronadas en la localidad navarra de Cascante.

Tras las labores de rescate, el padre fue trasladado al Hospital San Pedro, mientras que la niña de seis años fue conducida al Hospital Virgen del Camino de Pamplona. En el camión implicado en la colisión, de la empresa Transaez, de Agoncillo, viajaban dos personas que resultaron ilesas.

Efectivos de la Guardia Civil, bomberos del CEIS Rioja, recursos del Servicio Riojano de Salud y del equipo de mantenimiento de carreteras (movilizados por SOS RIOJA) estuvieron trabajando durante buena parte de la mañana en el lugar del accidente. Por otro lado, desde SOS Navarra se gestionó la ayuda psicológica a los familiares. Sobre las once y media de la mañana se procedió al levantamiento del cadáver de la niña fallecida, que había cumplido los 11 años recientemente. Veinte minutos después se restableció la circulación.

Más

Fotos

Vídeos