El Ministerio modifica los criterios para acceder a nuevas plantaciones de viñedo

Laderas de Clavijo, donde se concedieron 20 hectáreas para plantar nuevo viñedo. ::
Laderas de Clavijo, donde se concedieron 20 hectáreas para plantar nuevo viñedo. ::

La nueva normativa, publicada el sábado en el BOE, responde a las sospechas de fraude con una baremación diferente y medidas de control

Pío García
PÍO GARCÍALogroño

El Ministerio de Agricultura ha modificado los criterios para acceder al reparto de nuevas plantaciones de viñedo tras los numerosos problemas detectados en los dos últimos ejercicios. El propio departamento, en su exposición de motivos, reconoce que «la experiencia adquirida en la aplicación de la norma» aconsejaba introducir modificaciones, «en especial en lo que se refiere a los requisitos y baremación de las solicitudes de nuevas autorizaciones de plantación».

Así, en el nuevo texto se incorpora un tercer requisito a los dos anteriormente estipulados. Los criterios de prioridad son, por este orden: que el solicitante sea un nuevo viticultor menor de 40 años; que, en el momento de apertura del plazo de solicitudes, no tenga plantaciones de viñedo sin autorización; y, finalmente -y esta es la novedad- que el solicitante sea titular de una pequeña o mediana plantación de viñedo.

NUEVO BAREMO

-1 punto
Joven (menor de 40 años) «nuevo viticultor» .
-4 puntos
Buen comportamiento previo del solicitante (incluye diversos requisitos, como el no tener viñedo sin autorización o sin derechos de plantación).
-De 1 a 4 puntos
Los asigna la Consejería de Agricultura de acuerdo con el tamaño de la explotación actual del solicitante, desde media hectárea a 21,01 hectáreas.

Cambia también la valoración de los criterios de prioridad. Si antes se primaba a los «jóvenes nuevos viticultores» con 10 puntos (lo que dio origen a numerosas sospechas de fraude), ahora esta condición solo recibe un punto. Sin embargo, pesa más el «buen comportamiento del solicitante» (o sea, que el solicitante no tenga plantaciones de viñedo sin autorización o sin derecho de plantación) con 4 puntos y, sobre todo, el ser titular de una pequeña o mediana explotación.

Relacionado

Será cada comunidad autónoma la que determine si prima más las pequeñas explotaciones o las medianas. La norma nacional solo determina cuatro tipos para La Rioja: parcelas de tipo A (entre media hectárea y 5,13 has); de tipo B (entre 5,13 y 10,25 has); de tipo C (entre 10,25 y 15,38 has); y de tipo D (de 15,38 a 21,01 has). Será la Consejería de Agricultura la que ahora decida a cuál de ellas otorga 4, 3, 2 o 1 puntos.

Por lo demás, el Real Decreto aprobado el pasado viernes, en la última sesión del Consejo de Ministros, introduce un artículo nuevo para perseguir el fraude: «No se concederán autorizaciones de nuevas plantaciones de viñedo a personas físicas o jurídicas de las que se demuestre que ha creado artificialmente las condiciones exigidas para cumplir los requisitos de admisibilidad o de prioridad».

Para ello, el texto habilita a la autoridad competente a realizar «las comprobaciones, requerimientos o controles que considere necesarios». Entre los puntos de especial vigilancia se deslizan algunos que han sido objeto de polémica en La Rioja en los dos últimos años, como «la creación de personas jurídicas con el único objetivo de cumplir los criterios de prioridad», así como la inscripción en cualquier registro o el alta en la seguridad social con ese mismo fin o incluso «la presentación de solicitudes por personas interpuestas, vinculadas de alguna forma al solicitante real».

Fotos

Vídeos