La Justicia obliga a devolver la señal de un piso para el que el comprador no logró financiación

La Justicia obliga a devolver la señal de un piso para el que el comprador no logró financiación

El Juzgado de Instrucción considera nula la cláusula que permitía al promotor retener la cantidad pagada si el adquirente no cumplía con el contrato al no existir otra similar que beneficiara al comprador

Luis J. Ruiz
LUIS J. RUIZLogroño

En mayo del 2006, digamos que se llama María, decidió comprarse una vivienda. Eran otros tiempos. Localizó el piso que le gustaba y se lanzó. Costaba algo más de 150.00 euros y suscribió un contrato privado con una constructora riojana en virtud del que le fue entregando diferentes cantidades hasta los 26.261,5 euros. Para hacer frente al resto del precio se podría subrogar en el préstamo hipotecario suscrito por la constructora.

Más

Pero llegó el 2008 y con él la crisis y el cierre del grifo de las entidades financieras. Y María, pese a lo que lo intentó, no logró la financiación que necesitaba para su vivienda. Caja Madrid le dijo que no. En diciembre del 2008 fue requerida por la promotora para completar la compraventa ante notario. No acudió y a mediados de enero del año siguiente la promotora vendió a un tercero la vivienda que María había reservado. Nunca recibió los 26.261,5 euros que había pagado. El vendedor le recordó que la cláusula tercera del contrato que en su momento firmó preveía que «el incumplimiento por parte de la compradora conlleva como penalización la pérdida de las cantidades entregadas».

Casi una década después, la compradora, de la mano de los letrados logroñeses Igor Elorza y Rosana Pérez, decidió llevar a los tribunales a la promotora solicitando que se resolviera el contrato por incumplimiento del vendedor ya que la traspasó a un tercero y, de manera paralela, se le devolvieran las cantidades aportadas.

«La cláusula no prevé una indemnización equivalente a favor del consumidor para el caso de que el empresario sea quien incumpla», dice el fallo judicial

La sentencia deja claro que el único incumplimiento que se dio entre las partes fue el de María ya que el fallo redactado por María Cecilia de la Iglesia, titular del Juzgado de Primera Instancia 4 de Logroño, recuerda que «la razón por la que no llegó a efectuarse la entrega formal de la vivienda por medio de escritura pública es exclusivamente imputable a la demandante». Apunta que pese a que fue «citada para comparecer y cumplir con los términos del contrato [...] no lo hizo y por ello, debe tenérsele por no cumplidas las obligaciones contractuales, pues no acudió a entregar el precio establecido».

Así, completa que «su incumplimiento previo colocó a la promotora en la libre posibilidad de tener por resuelto el contrato y entregar en venta el inmueble a otra tercera persona, pues había cesado para ella la obligación de entrega del inmueble».

En segunda instancia el fallo aborda la petición de María de que se le devuelvan las cantidades aportadas. Tras explicar que una de las cláusulas faculta a la promotora a quedarse con ese dinero si incumple la compradora, la magistrado analiza el posible carácter abusivo de la misma alegado por la compradora.

Desequilibrio importante

Así, la juez entiende que ese punto del contrato provoca «un desequilibrio importante de los derechos y obligaciones de las partes que se deriven del contrato» por lo que encaja en la definición legal de cláusula abusiva ya que el acuerdo firmado por las partes no «prevé una indemnización equivalente a favor del consumidor para el caso de que el empresario sea quien incumpla».

La magistrada considera que «la cláusula tercera es nula pues no respeta el principio de igualdad entre las partes, y las sitúa en una posición claramente desigual ante un eventual incumplimiento» por lo que «debe tenerse por no puesta y por eliminados los efectos de su aplicación».

Por todo ello condena «a la demandada a restituir a la demandante la cantidad de 26.161,50 euros como consecuencia de la resolución del contrato de compraventa celebrado entre las partes por incumplimiento de la actora».

Fotos

Vídeos