Un joven de 29 años fallece en una colisión múltiple en la N-232 en Ausejo

El coche en el que viajaba como único ocupante el joven fallecido ayer por la tarde en la N-232. :: m.f.
El coche en el que viajaba como único ocupante el joven fallecido ayer por la tarde en la N-232. :: m.f.

El accidente, que dejó también dos heridos, ocurrió sobre las siete de la tarde al chocar un camión y tres turismos

MARÍA FÉLEZ AUSEJO.

La N-232 se volvió a teñir de sangre en la tarde de ayer. De nuevo fue en su tramo de La Rioja Baja que ya contabiliza once muertos en lo que llevamos de año. Esta vez fue en el término municipal de Ausejo donde un joven de 29 años y domiciliado en Hospitalet de Llobregat (Barcelona) perdió la vida tras una colisión múltiple entre tres vehículos y un camión cisterna (de nuevo un vehículo pesado involucrado) que tuvo lugar poco antes de las siete de la tarde.

Más

Además dos personas tuvieron que ser trasladadas hasta el Hospital San Pedro de la capital riojana heridas de diferente gravedad. El alcance de sus lesiones no se sabía aún ayer al cierre de la edición de este diario.

El tramo donde se originó el accidente es concretamente el kilómetros 377 de la N-232, en el término de Ausejo, una vía de tres carriles (uno de ellos de aceleración) y con línea continua. Las causas del siniestro, aún desconocidas, se están estudiando por parte de los agentes de la Guardia Civil.

En el accidente mortal se vieron involucrados dos turismos, un volkswagen golf blanco que conducía y donde viaja como único ocupante el joven fallecido que salió despedido a la cuneta de la carretera, y otro, un Audi, además de una furgoneta Citroën C-15 con matrícula de Barcelona y un camión cisterna cuyo conductor resultó ileso.

Hasta el lugar del siniestro se trasladaron varias dotaciones de la Guardia Civil, Bomberos del CEIS y Recursos de Emergencias del Servicio Riojano de Salud así como Servicio de Mantenimiento de la Nacional. Fueron las dotaciones de bomberos del CEIS de Calahorra y Arnedo las que tuvieron que sofocar, en un primer momento, las llamas producidas por la fuerte colisión que dejó la carretera llena de piezas calcinadas de los cuatro vehículos.

En ese mismo momento, operativos de la Guardia Civil procedieron al corte de tráfico de la nacional en ambos sentidos dando paso al intenso tráfico de la tarde a través de la antigua N-232 y el municipio de Ausejo.

Hace justo un mes tuvo lugar el último accidente mortal en la nacional en la que falleció una niña de 11 años en el término municipal de Calahorra.

Fotos

Vídeos