Incertidumbre sobre la Agencia para el Control Alimentario

A.G. LOGROÑO

La Agencia para la Información y Control (AICA) se creó en el año 2013 con la Ley de la Cadena Alimentaria con el objetivo de proteger a los agricultores y ganaderos españoles. La entidad, adscrita al Ministerio de Agricultura, ha intervenido con firmeza en sectores claves como el aceite, frutas y hortalizas, leche, vino... para exigir contratos con plazos y precios en un sector, hasta hace muy poco, extraordinariamente opaco.

Sin embargo, un recurso de la Generalitat de Cataluña ha llevado al Tribunal Constitucional a anular varias de sus competencias por una supuesta intromisión en las de las comunidades autónomas: «Vamos a ver cómo se interpreta esta sentencia -señala, Tomás Latasa, secretario general de UPA-, pero es un tema que nos preocupa mucho porque desde luego era una garantía para todos nosotros».

«Esto es muy típico de España -agrega desde ARAG-Asaja Igor Fonseca-, acordamos una buena ley y luego, por una cuestión competencial, la tiramos por la borda».

Fotos

Vídeos