El incendio de Posadas sigue activo y calcina decenas de hectáreas de monte

Las llamas ya en la parte de arriba del monte, pasadas las 19 horas. / J.I.L.

Las labores de extinción del fuego se han prolongado a lo largo de toda la noche | La alcaldesa de Haro destaca la extraña coincidencia de que precisamente este jueves se ponía fin "a la campaña de vigilancia en las torretas"

LA RIOJALogroño

¿Casualidad o causalidad? Pasan las horas y aumentan las sospechas de que el incendio que se declaró en la noche del jueves en la aldea de Posadas, en Ezcaray, pudo ser provocado. La alcaldesa de Haro, Laura Rivado, daba en su cuenta de Facebook una de las claves que despiertan las dudas de que el fuego comenzara de forma accidental.

Más

Rivado destaca la extraña coincidencia de que precisamente este jueves se ponía fin "a la campaña de vigilancia en las torretas". "Quien hace esto, sabe lo que hace", avisa, y pide cuidar el bosque riojano.

El incendio, originado en un barranco situado al oeste de Posadas, continúa activo y no está controlado. En la tarde de este viernes, los efectivos de extinción que trabajan en el lugar se encontraban con problemas para acceder a una zona muy complicada.

El avance de las llamas ha obligado a reforzar el dispositivo al que se han unido los Efectivos de la Unidad de Emergencias (UME). Según informa el Gobierno riojano esto significa la incorporación de una primera unidad compuesta de 60 personas, a que se unirá después una segunda, con 90. Efectivos que estarán "distribuidos en tres grupos, dotados de 6 autobombas y dos vehículos nodrizas cada uno".

Más de 150 personas y una treintena de medios técnicos intentan acabar con el fuego. Entre ellos hay 15 agentes forestales, todos los retenes de La Rioja, dos técnicos directores de extinción, tres grupos de acción de la UME, el helicóptero con helibalde y cuadrilla (CARIF), con capataz y un técnico, cuatro bulldozers, cuatro autobombas, un camión pesado de rescate, un camión cisterna de bomberos, y un helicóptero desde Zaragoza.

Durante la noche, tanto los medios de Medio Natural como de la Unidad Militar de Emergencia se han quedado con una sección de control y extinción de incendios para continuar con los trabajos contra el fuego pero, a estas horas del sábado, el monte sigue ardiendo.

El Gobierno de La Rioja ha querido destacar "el compromiso y dedicación que a lo largo de estas horas está teniendo el Ayuntamiento de Ezcaray, la Unidad Militar de Emergencias, Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente, Guardia Civil y el resto de servicios dependientes del Gobierno de La Rioja (Medio Natural, CECOPS, SOS Rioja, CEIS Rioja).

Desde la mañana a la tarde

Ya este viernes, a las 8.00 horas, se habían enviado diferentes medios aéreos desde la Dirección General de Medio Natural: un helicóptero con helibalde y cuadrilla (CARIF) de siete combatientes, un capataz y un técnico, así como otros siete retenes con seis bomberos forestales cada uno.

También llegaron a la zona los medios aéreos del Ministerio de Agricultura, Pesca y Medio Ambiente (MAPAMA): un avión anfibio, un helicóptero bombardero, la BRIF de Daroca (que regresó a su base de Zaragoza pasadas las 19 horas) y el avión de coordinación (ACO).

Por su parte, Protección Civil desplazaba a la zona del incendio el puesto de mando avanzado (PMA) y se encargaba de la logística de abastecimiento de agua y víveres para el personal de tierra. Agentes de la Guardia Civil son quienes controlan el tráfico y los accesos a la zona del incendio.

El fuego llega al pinar

El mayor temor se cumplió por la tarde: el incendio afectaba al pinar de 'Pinariega', en la parte alta del monte de matorral. El alcalde de la Ezcaray, Diego Bengoa, señalaba antes de que esto sucediera que el fuego estaba "descontrolado" y que no se podía determitar la superficie quemada (en principio se hablaba de 14 y 20 hectáreas, pero estaba aumentando muy rápidamente). También puntualizaba que las llamas no habían afectado a las viviendas de la aldea, en donde hay censadas doce personas.

"Es muy triste ver este incendio y como se quema el monte, es un paraje muy bonito, de difícil acceso y se está quemando", añadía Bengoa, quien explicaba que el último suceso de este tipo que se produjo en Ezcaray fue hace cuatro años.

Además, quiso agradecer todo el despliegue de medios materiales y humanos que participan en las complicadas labores de extinción de este pinar, que fue repoblado hace 35 años y a donde hay que acceder a pie.

Sin tormentas

El presidente del Gobierno de La Rioja, José Ignacio Ceniceros, quien en la tarde del viernes viajaba a Chile; y el consejero de Agricultura, Íñigo Nagore, se trasladaban por la mañana a la zona para seguir las labores de extinción del incendio, que, además de al pinar, ha afectado a dos barrancos y a un pequeño monte.

El fuego, cuya causa investiga una patrulla del Servicio de Protección a la Naturaleza (SEPRONA) de la Guardia Civil, comenzó en una zona de "fácil acceso" y el jueves no hubo ninguna tormenta que pudiera causar alguna chispa, relataba el alcalde. El incendio se extendió desde la aldea de Posadas hacia arriba del monte y finalmente ha llegado a esa zona de pinar, pese al esfuerzo de los medios aéreos por intentar evitar que llegara .

El Gobierno de La Rioja, cuando en la noche del jueves tuvo conocimiento del suceso, envió al lugar seis agentes forestales, un técnico director de extinción, cuatro retenes de lucha contra incendios forestales, tres autobombas, dos máquinas pesadas de la Dirección General de Medio Natural, una autobomba forestal, un camión pesado de rescate y otro camión cisterna de bomberos.

Un hidroavión arroja agua sobre el fuego. Vista general de Posadas y el fuego tras la aldea de Azarulla. / JAMES STURCKE | ALBO | D. BENGOA

Captación de agua

Aunque el fuego no ha llegado a las viviendas de la aldea de Posadas, sí que ha podido afectar al tubo de captación de agua, que baja por uno de los barrancos quemados.

El alcalde apuntaba que el Ayuntamiento de Ezcaray también se había encargado de llevar agua para colaborar en la extinción del fuego, además de tener la intención de proporcionar bocadillos para todos los retenes que colaboran, cuya colaboración agradecía.

Tras la rueda de prensa posterior al Consejo de Gobierno, la portavoz del Ejecutivo regional, Begoña Martínez, expresaba su "preocupación" ante el incendio y ya entonces veía como "críticas" las próximas horas ante la proximidad del pinar que finalmente las llamas parecen haber alcanzado.

Fotos

Vídeos