Ilustres militares riojanos en la historia del Ejército español

Diego López de Haro.
/
Diego López de Haro.

De López de Haro a Sáenz de Tejada, son miles los riojanos que han destacado en su labor y dedicación castrense Desde la Edad Media hasta nuestros días las Fuerzas Amadas se han nutrido de relevantes soldados nacidos en la región

logroño. Son miles las personas nacidas en La Rioja que, a lo largo de la historia de España, han servido de manera muy destacada en el oficio de las armas. Como sería imposible glosarlos a todos ellos, hemos seleccionado a dieciséis militares ilustres, que van desde la Edad Media hasta la actualidad.

Diego López de Haro

Alférez de Alfonso VIII

Diego López de Haro, el Bueno, nació en Nájera hacia el año 1152. Su gestión política y militar permitió a la Casa Haro una gran influencia en la corte y un dominio territorial en el norte de la Península Ibérica. Mano derecha del rey Alfonso VIII, ejerció como alférez real y fue el abanderado del Ejército cristiano en la batalla de las Navas de Tolosa (1212), en cuya victoria jugó un papel decisivo. Está enterrado en Santa María la Real de Nájera.

Antonio de Leyva

Príncipe de Áscoli

Nacido en Leiva en 1480, ocupó los cargos de príncipe de Áscoli, marqués de Atela y conde de Monza. Fue uno de los lugartenientes del Gran Capitán en las Campañas de Italia, en defensa de los intereses del emperador Carlos V. Posteriormente, su actuación decisiva en la batalla de Pavía (1525) daría el triunfo a las armas españolas sobre el rey francés Francisco I. También destacaría en la lucha contra las tropas turcas y en la defensa de Viena.

Sancho de Londoño

Tratadista militar

Natural de Hormilla (c. 1515), Sancho de Londoño se puso a las órdenes del Duque de Alba siendo muy joven. Participó en la batalla de Mühlberg y en 1558 sería nombrado maestre de campo, empleo equivalente al de general. Una década después, seguiría al Duque de Alba a Flandes. Destacó como escritor y tratadista militar: 'Discurso sobre la forma de reducir la disciplina militar a mejor y antiguo estado', que dedicó a su jefe Fernando Álvarez de Toledo, Duque de Alba.

Pedro Ruiz del Castillo

Fundador de la ciudad de Mendoza

Nacido en Villalba de Rioja en 1521, tomó parte como militar en la conquista y colonización del Nuevo Mundo. En 1560, siendo teniente, cruzaría la cordillera de los Andes con una expedición formada por 50 españoles y unos 1.500 indios, fundando el valle de Guantana, al cual bautizó como Nuevo Valle de La Rioja. Allí fundaría la ciudad argentina de Mendoza.

Juan Ramírez de Velasco

Fundador de La Rioja argentina

Nacido en Estollo en 1535 de cuna noble y muy vinculado a la Casa Real de la Piscina y la de la Casa de Velasco, emprendió una meteórica carrera militar con apenas 16 años. Tomó parte en el asalto de Roma, en las batallas de Siena y Milán, en los Tercios de Flandes y, al lado de Don Juan de Austria, en la Guerra de las Alpujarras. Tras varios viajes a las Indias, le concedió el rey Felipe II el cargo de gobernador del Tucumán, actual Argentina y, después, del Río de la Plata y del Paraguay. El 20 de mayo de 1591, fundó la Ciudad de Todos los Santos de La Nueva Rioja, que hoy sigue siendo capital de la provincia de La Rioja argentina.

José Antonio Manso de Velasco

Conde de Superunda

Natural de Torrecilla en Cameros (1688), y más conocido como Conde de Superunda, fue un militar de origen aristocrático que, tras participar en diferentes campañas en Europa y el norte de África, ocupó en 1736 el puesto de gobernador de Chile, para ser más tarde capitán general y presidente de la Real Audiencia del reino. Destacó por fundar varias ciudades, entre las que destacan Los Ángeles, Talca o Rancagua. También fue capital general de Cuba en sus últimos años.

Zenón de Somodevilla

Marqués de la Ensenada

Nacido en Hervías en 1702, el que fuera Marqués de la Ensenada fue uno de los personajes ilustres más importantes de la historia de España. Llegó a ocupar los cargos de secretario (lo que en la actualidad sería un Ministerio) de Guerra, de Marina, Indias y Hacienda. Consejero de Estado durante los reinados de los tres primeros monarcas Borbones, también es reconocido por el famoso y utilísimo Catastro de Ensenada.

Martín Fernández de Navarrete

Marino e historiador del Ejército

Natural de Ábalos (1765), se enroló en la Marina, pero su delicada salud le obligó a dejar la navegación, siendo comisionado por el Ministerio de Marina para recopilar la historia marítima española. Entre 1825 y 1837 escribió su obra maestra, 'Colección de los viajes y descubrimientos que hicieron por mar los españoles desde el fin del siglo XV'. En la guerra contra Francia (1793-95), regresó a la milicia como capitán de Navío y también ocupó el puesto de ayudante del ministro de Marina. Senador por La Rioja en varias ocasiones, tuvo un papel clave para que su tierra fuera reconocida como provincia. Entre sus obras también destacan la biografía sobre Miguel de Cervantes, 'Disertación sobre la historia de la náutica' y 'Biblioteca marítima española'.

Martín Zurbano

Gobernador militar de Cataluña

Nacido en el barrio logroñés de Varea en 1788, se distinguió como guerrillero durante la Guerra de la Independencia. De ideas liberales, combatió a la invasión absolutista de los Cien Mil Hijos de San Luis. Posteriormente, participó ya como militar profesional en la I Guerra Carlista, que finalizó con el grado de mariscal de campo, empleo que en la actualidad se equipara al de general de división. Mano derecha de Espartero, entre otros puestos de responsabilidad fue gobernador militar de Cataluña. Fue fusilado en Logroño (1845) tras sublevarse contra el poder de Narváez.

Baldomero Espartero

Regente del Reino de España

Aunque natural de Granátula de Calatrava (Ciudad Real, 1793), residió en Logroño gran parte de su vida, donde falleció y está enterrado. Militar en la Guerra de la Independencia y en las colonias de Ultramar, ostentó los títulos de príncipe de Vergara, duque de la Victoria, duque de Morella, conde de Luchana y vizconde de Banderas, todos ellos en recompensa por su labor en el campo de batalla, en especial en la I Guerra Carlista, donde su liderazgo del Ejército isabelino fue clave para la victoria final y protagonista del Abrazo de Vergara. Ocupó el cargo de regente durante la minoría de edad de Isabel II, presidente del Consejo de Ministros en el bienio progresista y fue propuesto para rey de España, cometido que rechazó porque no se sentía digno de tal honor.

Domingo Dulce

Gobernador militar de Cuba

Nacido en Sotés (1808)), el que fuera Marqués de Castelflorite combatió en la I y la II Guerra Carlista. Amigo personal de Espartero, entre otras condecoraciones poseía cuatro Cruces de la Orden de San Fernando, la máxima condecoración española al valor. Defendió a la reina-niña en el Palacio Real ante la sublevación e intento de rapto a cargo del general Diego de León. Junto a O'Donnell, lideró la revolución de 1854, conocida como La Vicalvarada, y también uno los artífices de la Revolución del 68, 'La Gloriosa'. Entre otros cargos de responsabilidad, fue gobernador militar de Cuba.

Suceso Terrero

Héroe de la Guerra de África

Natural de Hormilla (1896), fue uno de los héroes de la Legión en la Guerra de África. Alistado en 1920, en el entonces llamado Tercio de Extranjeros, tras los tristes sucesos del Desastre de Annual, dejó su vida de forma heroica en el conocido como blokao de 'La Muerte', en las inmediaciones del monte Gurugú. Desde entonces, la Legión, conmemora su muerte ante una estatua en su honor levantada en Hormilla.

Eduardo González Gallarza

Ministro de Aviación

Nacido en Logroño (1898), participó en las Campañas de Marruecos, donde fue condecorado con la Cruz Laureada de San Fernando, y pasó al Cuerpo de Aviación Militar. Junto a otros dos compañeros, impulsó el famoso vuelo Madrid-Manila, lo que le valió ser uno de los pioneros de la aviación española y gran prestigio internacional. Durante la postguerra sería nombrado ministro del Aire.

Luis Cue Vidaña

Héroe de la Guerra de África

Nació en Logroño en 1901. Fue destinado como alférez a la guerra de Marruecos. El 22 de agosto de 1923, al frente de su Sección de Regulares, fue herido en Tifaruin y falleció días después. Alfonso XIII le concedió la Cruz laureada de la Real y Militar Orden de San Fernando, máxima distinción para las acciones heroicas.

Joaquín Ruiz de Oña

Teniente general

Natural de Huércanos (1918), fue número 1 de su promoción en la Academia de Artillería. Ocupó el puesto de gobernador militar de Vizcaya y después de Navarra, donde organizó la operación 'Alazán' contra la banda terrorista ETA en los Pirineos. Como teniente general, fue el único de su empleo que ha mandado tres Capitanías Generales.

José María Sáez de Tejada

Jefe de Estado Mayor

Nacido en Logroño en 1920, ingresó en las Fuerzas Armadas en julio de 1936. Tras una brillante carrera militar, ocupó el cargo de jefe de Estado Mayor del Ejército (JEME) entre el 11 de enero de 1984 y el 31 de octubre de 1986. Era experto en servicios de información militar. Caballero de Valvanera, falleció en Madrid en el 2016 a los 96 años.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos