El Gobierno simplificará al mínimo el trámite para solicitar la Renta de Ciudadanía

Imagen de la reunión que mantuvo ayer Escobar con el Consejo Riojano de Servicios Sociales. :: g.r.
Imagen de la reunión que mantuvo ayer Escobar con el Consejo Riojano de Servicios Sociales. :: g.r.

Los demandantes no tendrán que demostrar que están en su derecho: bastará con que presenten el DNI y autorizar a la Administración a examinar sus datos para acreditarlo

M. J. GONZÁLEZ

Ni un solo documento que avale su situación personal (libro de familia) o económica (declaración de la Renta). El DNI y una autorización para que la Administración regional pueda acceder a las bases con todos sus datos personales (si es una familia tendrán que dar el permiso todos sus miembros) bastará para que los riojanos que aspiren a conseguir la Renta de Ciudadanía inicien la tramitación de su solicitud ante el trabajador social. Así, los interesados no tendrán que demostrar que cumplen los requisitos para acogerse a este derecho, sino que será la Administración regional la que se encargue de comprobarlo .

Esta es una de las principales novedades del reglamento de la Renta de Ciudadanía, según explicó ayer a este diario el titular de Políticas Sociales, Familia, Igualdad y Justicia, Conrado Escobar, tras presentar el anteproyecto de decreto al Consejo Riojano de Servicios Sociales, cuyos integrantes tienen de plazo hasta el próximo miércoles, día 9, para presentar alegaciones. El propósito del Ejecutivo es «acelerar todo lo posible» la implantación de la Ley de forma que las solicitudes «comiencen a cursarse a lo largo del mes de octubre», señaló el consejero. En total, el Gobierno riojano cifra en unos 3.500 el posible número de beneficiarios.

Quien resida en La Rioja al menos un año antes de la solicitud
Debe constituir una unidad familiar o de convivencia y no disponer de los medios para atender las necesidades básicas de la vida. También ha de haber ejercitado o estar ejercitando las acciones para el cobro de cualesquiera derechos o créditos que pudieran corresponderle. Se le exigirá no haber prescindido voluntariamente de un trabajo adecuado ni haber donado bienes por importe superior a cuatro veces la cuantía básica anual de la renta de ciudadanía seis meses antes de la solicitud.

Una vez que el demandante haya transmitido al trabajador social su petición para acceder a la Renta de Ciudadanía, los servicios sociales analizarán los aspectos singulares de cada caso y emitirán un informe. En paralelo a esta documentación técnica de los trabajadores sociales habrá un informe sociolaboral por parte de Empleo. Cabe recordar que el beneficiario de la Renta de Ciudadanía debe comprometerse a seguir un itinerario de formación y de búsqueda de empleo. De hecho, la percepción de estos fondos será compatible con el trabajo a tiempo parcial.

La Renta de Ciudadanía integra y sustituirá a las actuales ayudas de inserción (IMI, AIS y complemento de lucha contra la pobreza infantil) y prevé una cuantía básica de 426 euros incrementada en función de complementos como hijos menores hasta un máximo de 665. Los periodos de espera para acceder a la ayuda se eliminarán y la renta se mantendrá de forma ininterrumpida mientras persistan los requisitos y condiciones exigidas.

Asimismo, el Consejo Riojano de Servicios Sociales abordó ayer otros dos asuntos. Por un lado, la estrategia regional en materia de infancia y adolescencia para desarrollar un modelo de atención integral, proactivo y comunitario, centrado en el desarrollo de las capacidades del niño y en una actuación coordinada con la familia del menor. Y, por otro, la reforma de la Ley de Protección de Menores de La Rioja, modificación con la que se potenciarán los programas preventivos y se reforzará el derecho del niño a ser oído e informado sobre las medidas que se adopten para protegerle.

Más

Fotos

Vídeos