Un experto aboga por ofrecer una respuesta multinacional al problema de las migraciones

Robert McKenna ofrece algunas claves sobre las oleadas de emigración en el mundo./UR
Robert McKenna ofrece algunas claves sobre las oleadas de emigración en el mundo. / UR

El especialista de la Universidad de Virginia Robert McKenna ha hablado en Logroño sobre la complejidad y estrés que genera la absorción de emigrantes

LA RIOJALogroño

El director ejecutivo de Asuntos Internacionales de la Universidad Virginia Commonwealth (VCU), Robert McKenna, ha afirmado hoy que los problemas globales, como las guerras y las crisis, que provocan oleadas de migraciones, necesitan una respuesta multinacional que los solucione.

McKenna ha realizado estas declaraciones a los periodistas con motivo de las dos conferencias que imparte hoy en Logroño, tituladas «El programa Fulbright y sus posibilidades», en la Universidad de La Rioja (UR); y «Los EEUU como ejemplo de inmigración e integración de culturas», en el Centro Fundación Caja Rioja-Bankia Gran Vía.

Ha señalado que, en la actualidad, la respuesta a estos fenómenos globales es nacional, ya que «cada país se ve retado a buscar su propia solución», pero hay que dar una respuesta global para «buscar cómo solucionar las crisis, sean de hambruna, guerra, enfermedad o violencia, que existen en tantas partes del mundo».

«Hemos participado, de alguna manera, en una dinámica mundial y, si los problemas han nacido por participación de todos, creo que también todos tenemos que buscar la solución», ha recalcado.

La integración de las personas que migran de un país a otro «requiere de la participación del sector público, del privado y de la población» porque es un tema complejo, «no es cuestión de química, que entre un grupo de personas y, de alguna manera mágica, se incorporen y no haya ningún problema», ha relatado.

La herencia del esclavismo

Hoy en día, ha proseguido, todavía se vive la «herencia» de «los millones de africanos esclavizados que, de manera forzosa, fueron llevados a otros continentes», por lo que es muy difícil, desde un capítulo tan negro de la historia, llegar a una sociedad totalmente armónica.

McKenna, quien también es profesor de Humanidades en la VCU y ha recibido el Premio Elske V.P. Smith 2007, ha destacado que todo país es tanto buen ejemplo como mal ejemplo en temas de migración, que pone en contacto a dos grupos de diferentes culturas y produce cierto estrés para la identidad colectiva e individual del ser humano.

Ha recalcado que existe una evolución en la incorporación de migrantes europeos que llegan a las orillas de los Estados Unidos (EEUU) y que, al principio, han sido discriminados, pero, «a lo largo de dos o tres generaciones, los descendientes se han incorporado en la sociedad mayoritaria».

«Hoy en día, la migración es un tema de titulares, de mucha emoción e impacto y, por eso, a veces, se puede perder de vista el hecho de que este movimiento es una cualidad universal en el ser humano», ha asegurado.

Este docente ha apuntado que se encuentra en La Rioja en calidad de becario de la Comisión Fulbright, un programa estadounidense que busca fomentar el intercambio en el marco de la educación superior y servir de puente para «aumentar la comprensión mundial».

El programa Fulbright toma su nombre del exsenador de EEUU William Fulbright, quien «pensó que se podría intentar resolver los problemas mundiales de mal entendimiento aumentando el intercambio, que la gente, en sí, se conociera más», ha especificado.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos