Empresarios de la N-232 empiezan a unirse para luchar contra la decisión

MARÍA FÉLEZ CALAHORRA.

Varios empresarios de los establecimientos que jalonan la N-232 en el tramo riojano se han puesto de acuerdo para seguir sumando apoyos para que la medida se retire o se flexibilice. En el documento donde exponen los motivos de sus quejas argumentan que «no puede obligarse a nadie a utilizar una vía de peaje como única alternativa de tránsito» o que se trata de una medida que «no mejora la seguridad vial sino que traslada la siniestralidad a la AP-68 donde se pueden dar accidentes más graves», comentan. Además, recuerdan que «la AP-68 no está preparada para dar servicio digno a los profesionales en la cantidad de camiones que circulaban habitualmente por la N-232» y creen que el desvío «perjudica la seguridad del tráfico en la medida en que los conductores no podrán comer, repostar, descansar o asearse adecuadamente», reiteran.

Por otro lado, apuntan que la medida «perjudica a los negocios situados en la N-232 que sí están proporcionando esos servicios de calidad a la demanda de camiones existente» y opinan también que «los impuestos de los riojanos no deben destinarse a subvencionar el peaje de todos los camiones que atraviesan nuestra comunidad». Para más información y apoyo ofrecen el número de teléfono 666 534 261.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos