El decimoquinto juicio que se celebra en La Rioja con tribunal popular

C.N. LOGROÑO.

El crimen de María Teresa Gil de Gárate se celebrará por el procedimiento del tribunal popular y será, por tanto, la decimoquinta ocasión en la que en La Rioja un jurado popular delibere sobre la culpabilidad o inocencia de un encausado. No obstante, en los 21 años de vida de esta institución, al menos 36 casos se han tramitado como causa de jurado aunque por un acuerdo previo no todos llegaron a celebrarse.

El proceso no es baladí. Arranca con un sorteo que se celebra cada dos años en el que se eligen a 500 personas de entre las inscritas en el censo electoral de La Rioja. Para cada uno de los juicios se sortean a 36 personas de entre el medio millar y tras un periodo de alegaciones quedan 21 para formar el jurado.

El primer día del juicio comparecen los candidatos y, de ellos, una vez interrogados, se sortean los nueve que finalmente compondrán el tribunal más los dos suplentes. Una vez celebrado el juicio, el magistrado fija el objeto del veredicto que entrega al jurado para que se retiren a deliberar. Para declarar la culpabilidad del acusado se necesitan como mínimo siete votos y para la no culpabilidad, cinco.

En la historia del tribunal del jurado en La Rioja sólo uno de los acusados se libró de la prisión al ser declarado inocente del delito de incendio forestal que le imputaba la Fiscalía.

Fotos

Vídeos