Canción riojana para Gabriel

Canción riojana para Gabriel

Cristian Ordóñez, de Arrúbal, dedica una emotiva canción como despedida y homenaje al 'pescaíto'

Luismi Cámara
LUISMI CÁMARALogroño

Patricia, la madre de Gabriel, pese al inmenso dolor por la pérdida de su 'pescaíto', abogó por apostar por lo bueno para borrar lo malo. Y pidió que la gente que tanto le había apoyado en las casi dos terribles semanas que pasaron desde la desaparición de su pequeño hasta el cruel desenlace sonriera al son de 'Girasoles'.

A Gabriel le gustaba despertarse con la canción de Rozalén y fue una de las últimas que bailó con su madre. Esta colorista y positiva canción ha quedado ya íntimamente unida al pequeño.

Ahora, también un joven de Arrúbal se ha unido a las millones de muestras de apoyo y cariño para Patricia y Ángel y ha compuesto una canción como homenaje y despedida a su hijo.

PECECITO (Letra)

Tenía una mirada pura y limpia.

Tenía una sonrisa tan especial.

Tenía tan solo 8 años.

Nuestro 'pescaíto' dejó de nadar.

Tenía toda una vida por delante.

Las calles de Las Hortichuelas le vieron crecer.

Y, ahora, son estas mismas calles

las que vestidas de negro lloran por Gabriel.

ESTRIBILLO

Y se fue nadando al cielo,

y ahora es un ángel más,

y los peces que ahora lloran

siempre le recordarán (bis)

Cristian Ordóñez, de 29 años, ha creado 'Pececito', un tema en el que recuerda la sonrisa "tan especial" de Gabriel y su "mirada pura y limpia". El autor, aunque triste por la incomprensible desaparición del niño, le despide con cariño, sabiendo que "los peces que ahora lloran siempre le recordarán".

El autor, un “enamorado del piano y de todo lo que sea componer y hacer música”, tiene un hijo de cuatro años, Enzo. “Para un padre, ponerse en la piel del que pierde a su hijo para siempre es terrible. Sigo sin comprender cómo se puede cometer un acto así. Es horrible. Así que pensé en recordar a Gabriel de la manera que mejor sé, con un piano y con mi voz”, explica. “Me lancé, con un nudo en la garganta y algunas lágrimas, y lo hice”, añade emocionado.

'Pececito' es una canción que reconoce que “todavía no está terminada”. “La compuse en apenas un par de horas -desvela-. Hice dos pequeñas estrofas y un estribillo con la intención de ponerla en mis redes sociales -cristian_ordonez_music (Instagram); Cristian Ordóñez (Facebook)-, sin ninguna pretensión más allá que la de generar apoyo a la familia... y ya ves el impacto que ha tenido”.

Dice estar “feliz” y “agradecido” por la acogida que ha tenido su tema, considera que el apoyo a los padres ha sido “increíble” y entiende “que la gente quiera saber hasta el final todo lo que ha ocurrido con Gabriel”. “ El dolor de la familia debe ser inmenso. Era sólo un niño”, incide.

Un enamorado de la música

Cristian Ordóñez lleva enamorado de la música desde que tiene “uso de razón”. “Desde bien pequeñito, en mi casa siempre ha habido música y no le puedo estar más agradecido a mi madre. He estudiado piano, guitarra, canto y lenguaje musical”, cuenta.

Ni un amargo suceso le ha apartado de su pasión: “Hace 10 años sufrí un accidente y perdí el dedo meñique de la mano derecha. Tuve que dejar la carrera de piano a un lado, pero nunca me he dado por vencido y he seguido tocando y componiendo. Es lo que me hace feliz”.

Su trayectoria en la música es extensa y abarca grupos como Zenobia o Missing Soul. “Con 16 años empecé como teclista en el grupo riojano Zenobia -relata-. Después, estuve un montón de años con Missing Soul, también como teclista. Más tarde estuve con Motel Lazarus, y mi último proyecto fue Sirens Please. Un dúo junto a Juanjo 'El Rizos' de versiones de rock nacional en acústico. Sin duda, como músico, ha sido mi mejor etapa esta última. En la actualidad ando solo, componiendo y preparando cositas que poco a poco iré dejando ver en mis redes sociales”.

No pierde la esperanza de que un día le llegue una oportunidad aunque sabe que es difícil. “ Me encantaría vivir de ello a pesar de lo complicado que está el mercado musical aquí. Pero nunca tiraré la toalla, porque la música para mí lo es todo. La música es la que mueve mi vida”, concluye.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos